Por Nacho Palou — 12 de Enero de 2016

Y no lo hace mal, no, sobre todo sabiendo que los coches autónomos en general se aturrullan o simplemente son incapaces de funcionar correctamente cuando llueve, nieva o hay niebla o simplemente cuando es de noche.

Para las pruebas Ford ha llevado su coche autopilotado a Michigan —lejos de la soleada y por tanto “fácil” para los coches autónomos California— y lo ha hecho circular por una ciudad simulada a escala y bajo un copiosa nevada.

En esas circunstancias las tecnologías de navegación como las cámaras o el radar láser Lidar —que recrea y “reconoce” el entorno con una precisión de centímetros— pierden su capacidad de ver la carretera debido a que la nieve la cubre y además impide que los instrumentos puedan ver.

Ford-Lidar-Nievemapas-3D-

De modo que para circular en estas condiciones los vehículos autónomos de Ford utilizan mapas en 3D en alta resolución. Los mapas han sido producidos por el propio vehículo al circular en condiciones climáticas más favorables y se complementan con información sobre la carretera y el entorno, los cuales cambian o simplemente desaparecen bajo una capa de nieve,

Un vehículo autónomo crea los mapas mientras que realiza la prueba en condiciones meteorológicas favorables, con las tecnologías tomando nota automáticamente de elementos como señales de tráfico, árboles y edificios. Cuando el vehículo no puede ver el suelo, detecta puntos de referencia por encima del suelo para ubicarse en el mapa, y a partir de ahí utiliza el mapa para conducir con éxito bajo condiciones meteorológicas difíciles.

En el futuro no será necesario que sea el mismo coche el que produzca los mapas 3D de alta resolución en condiciones favorables; en cambio cualquier vehículo accederá de forma remota a un repositorio con las versiones más recientes producidos por otros vehículos en circulación.

Adicionalmente, «los sistemas de seguridad normales del vehículo, como el control electrónico de estabilidad y el control de tracción, que se suelen utilizar en carreteras escurridizas en invierno, trabajan al unísono con el software de conducción autónoma», explican desde Ford.

* * *

Quanergy-Lidar-Estado-Solido

En IEEE Spectrum, Quanergy Announces $250 Solid-State LIDAR for Cars, Robots, and More

La compañía Quanergy ha anunciado un sistema de radar láser Lidar diseñado para coches autónomos que es compacto, versátil y sin partes móviles, lo que según su fabricante es mejor y lo hace más sencillo de integrar en todo tipo de robots. También este radar 3D de «estado sólido» es mucho más barato, con un coste en torno a los 250 dólares.

Ese precio es una centésima parte de lo que cuestan los Lidar utilizados en los coches autónomos, que además llevan partes móviles como espejos y lentes – lo que los hace menos fiables. La tecnología del Lidar de Quanergy es ligeramente diferente (principalmente, para evitar las partes móviles) aunque su principio de funcionamiento es el mismo: envía pulsos de luz láser —un millón cada segundo— que al rebotar en los obstáculos del entorno permite «ver» qué hay alrededor.

El precio calculado por Quanergy también se basa en un volumen de fabricación de cien mil unidades, que es una cantidad muy grande.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear