Por @Wicho — 26 de Mayo de 2015

Lanzamiento de la Progress M-27M
Lanzamiento de la Progress M-27M - RKK Energía

Hoy, 26 de mayo de 2015, estaba previsto que se lanzara la Soyuz TMA-17M con Oleg Kononenko, Kimiya Yui, y Kjell N. Lindgren rumbo a la Estación Espacial Internacional para convertirse en miembros de la Expedición 44.

Pero como era previsible el fallo en el lanzamiento de la cápsula de carga Progress M27-M el pasado 28 de abril, que terminó por desintegrarse de forma descontrolada sobre el Pacífico, ha hecho que se posponga este lanzamiento, ya que tanto la cápsula tripulada como el cohete lanzador contienen algunos componentes y sistemas iguales a los de la citada Progress y su cohete lanzador, con lo que hasta que se haya podido determinar la causa del fallo lo prudente es no hacer más lanzamientos.

Impresión artística de la reentrada
Impresión artística de la reentrada vía
Spaceflight 101 - Imagen: AGI

Ahora mismo hay dos teorías principales para explicar el fallo. Una apunta a un fallo en el depósito de oxígeno del cohete lanzador de la Progress M-27M; la otra a que la cápsula inició la separación del lanzador antes de tiempo, provocando una explosión en este, pero aún no está claro cual de las dos es la correcta; la explicación podría estar incluso en otro lado.

Así que el lanzamiento de la TMA-17M ahora mismo está programado para el 24 de julio de 2015, pero de forma muy provisional; el reciente fallo de un cohete Protón en su lanzamiento, aunque en principio no directamente relacionado, es también como para pensarse las cosas.

El retraso en este lanzamiento ha hecho que Anton Shkaplerov, Terry Virts y Samatha Cristoforetti, a quienes iban a sustituir los tripulantes de la TMA-17M, vayan a disfrutar de un mes más a bordo de la Estación.

En lugar de haber vuelto a tierra en mayo, como estaba previsto, se quedarán en la EEI hasta principios de junio para que la Estación se quede durante el menor tiempo posible con tres tripulantes.

El problema es que no se puede prolongar su estadía a bordo de la EEI indefinidamente porque las cápsulas Soyuz están certificadas para pasar un máximo de seis meses en el espacio, con lo que su Soyuz TMA-15M ya va a volver bastante al límite de este plazo.

El efecto en cascada de este cambio de agenda afectará probablemente también al lanzamiento de la Soyuz TMA-18M, en principio previsto para septiembre, aunque es un extremo aún por confirmar.

Por cierto que en la TMA-18M estaba previsto que viajara la cantante Sarah Brightman como turista espacial, aunque hace poco ha anunciado que de momento dejaba esos planes de viaje en suspenso por motivos familiares.

Más cosas que se verán afectadas por esta moratoria en los lanzamientos son diversos paseos espaciales y el lanzamiento de la próxima cápsula de carga Dragon, pues normalmente se encargan de ella los astronautas de la NASA presentes en la EEI, y con las previsiones actuales si la Dragon se lanzara el 26 de junio sólo habría uno a bordo para atenderla.

En cuanto a los suministros de los que disponen en la Estación, por ahora no hay problema, aunque a mediados de agosto la cosa podría empezar a ponerse complicada si no se realiza el lanzamiento de ninguna cápsula de carga.

Pero antes de eso hay previstos el lanzamiento de la ya citada Dragon CRS-7 y del HTV-5 japonés, que irá lleno hasta los topes con consumibles para asegurar que las necesidades de estos queden cubiertas al menos hasta 2016.

(Fuentes: NASA, Spaceflight101).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear