Por @Alvy — 21 de Junio de 2018

Tipografia Mundial Rusia 2018
OAAXLEA? DARKLER? ORAHLEA? DAAHLER? ORAXLER? ORAHLER? DRAXLER?

En Taxi se han hecho eco de una de las comidillas del mundial –al menos entre quienes se dedican al diseño– relativa a la confusa fuente tipográfica, y por tanto inapropiada para su función, que eligió Adidas para las camisetas de los dorsales de los jugadores: Adidas’ Typeface On Its Football Jerseys Causes World Cup Confusion.

Algunas personas en Twitter comentaban el tema como el que comenta los goles, penaltis y la tecnología del VAR. Según parece se trata de una tipografía creada a medida para Adidas inspirada en el alfabeto cirílico en las esquinas, que pueden ser rectas o «curvas» (dentro de lo pixeladas que son) y donde una ligera diferencia en las ascendentes o descentes distingue unas letras de otras. A mi los números «pixelados» me parecen perfectos, un toque retro, pero las letras, ¡ay las letras!

Lo que vemos en cada espalda es una confusión total entre la A y la R, la X, la H y la K… Un sindiós, vamos. Añádase que por el carácter internacional de la Copa del Mundo hay nombres como el islandés Sigurdsson, el saudí Al Khaibari o el ruso Kudriashov y claro… Pero el más «perjudicado» quizá:

Odriozola

… nuestro 2, Odriozola, al que bien podríamos llamar DDRIO2OLR.

Dusha

Por si alguien quiere jugar con esta fuente puede encontrarla aquí: Adidas World Cup 2018 Font, cortesía de FreeFootballFont. La otra, empleada en rótulos, cartelería y pantallas se llama Dusha –que a mi tampoco me convence demasiado, pero eso es ya cuestión de gustos– se puede descargar aquí: Dusha 2018 FIFA World Cup Russia Font. Apropiadamente, incluye tanto alfabeto latino como cirílico.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Por @Alvy — 21 de Junio de 2018

NVIDIA GPU

Desde enero se vienen publicando noticias un tanto llamativas sobre la escasez de GPUs de Nvidia, una de las marcas punteras y mejor valoradas del mundo de los PCs. Según se decía, la gente había hecho más pedidos de los que podía cubrir la demanda, era muy difícil conseguirlas en las tiendas e incluso había quien estaba «haciendo su agosto» revendiendo GPUs que costaban 500 dólares por 800 o 1.000 dólares e historias así. (Al respecto: The Great Graphics Card Shortage Of 2018 en Kotaku).

El propio fabricante racionó a dos unidades por cliente los pedidos de su tienda online durante un tiempo, pese a que el problema de demanda en las tiendas de los distribuidores que es donde vende la mayor parte de sus tarjetas. Según se apuntaba, el creciente interés el año pasado por la minería de criptodivisas había disparado la demanda, y lo mismo con el gaming.

Sin embargo ahora resulta que el problema es exactamente el contrario: demasiado inventario invendido (véase: Nvidia Appears To Have A GPU Inventory Problem en Seeking Alpha y Why did Nvidia delay the consumer Volta parts? en SemiAccurate).

El problema parece haber sido una combinación contraria de factores desde comienzos de año, especialmente el declive en el interés por la minería de criptodivisas –donde cada vez es más complicado y caro conseguir nuevas «monedas»– y el exceso de optimismo acerca del interés por las GPUs para montar PCs para jugar. Esto ha hecho incluso que uno de los socios taiwaneses de Nvidia devolviera 300.000 GPUs al fabricante.

Según dicen estas últimas noticias ahora Nvidia tiene un montón de GPUs de gama baja que van a hacer que se retrase un poco la llegada al mercado de las nuevas y más potentes, al menos hasta que puedan «darles salida» a las que están atascadas en sus almacenes.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 21 de Junio de 2018

Lopuedeck top down 05 2018 05 1667x1111

La consola de edición Loupedeck+ es algo así como un teclado para aquellos que editan muchas fotografías. A diferencia del modelo original —que estaba diseñado específicamente para Lightroom— el nuevo modelo es también compatible con programas como Luminar o Capture One.

La ventaja que ofrece el uso de una consola es que los controles para ajustar las imágenes se realizan a través de teclas y deslizadores físicos y mecánicos (en lugar de mover versiones digitales con el ratón o teclear números con el teclado) lo que en teoría permite una mayor precisión con menor tiempo y esfuerzo.

La consola de Loupedeck+ cuesta 229 euros.

Vía PetaPixel.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 21 de Junio de 2018

Una publicación compartida de Shetters (@shetters_vision) el

Aunque las lentes fotocromáticas —que se utilizan sobre todo en gafas de ver— se oscurecen "por sí mismas" cuando se exponen a los rayos del sol necesitan algunos minutos para oscurecerse primero, y tardan todavía más en volver a aclararse después.

Para evitar ese retardo este proyecto e Kickstarter consiste en una lámina de pantalla LCD para casco de moto que se oscurece y se aclara en 0,04 segundos — en un instante.

De ese modo cuando hay sol la pantalla se convierte en una visera solar (mediante un botón o sensor fotosensible) y cuando se va el sol súbitamente —por ejemplo, al entrar en un túnel— la visera se vuelve de nuevo transparente. El casco además funciona con luz solar, por lo cual no requiere baterías.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear