Por @Alvy — 3 de Junio de 2020

new.css

Este código CSS llamado new.css permite crear una web «moderna y adaptable (responsive)» en HTML con sólo incluirlo con un par de líneas en la cabecera de la página. Eso carga los 4,5 KB de código .css necesarios y ya está. Ni scripts, ni jQueries ni más cosas recargadas. Tan sólo se permite la licencia de cambiar la tipografía por la Inter, una gran elección que igual habrás visto usada ahí.

Se puede ver new.css en acción en la demo estilo lorem ipsum tradicional: el código resultante es absurdamente simple y puro, como de la web de los 90. Pero está perfectamente preparado para la «web moderna» y con algunos elementos semánticos: cabeceras, tablas, código, botones…

Además de eso todo funciona sin problemas y a máxima velocidad tanto en el navegador del ordenador como en tabletas o móviles. Y dentro del minimalismo también se pueden incluir como siempre la descripción y palabras clave (keywords) para SEO, imágenes OpenGraph (og:) para que aparezcan las miniaturas en los buscadores y servicios de lectura, etc.

También se pueden personalizar los temas de new.css en tres versiones: normal, nocturno y terminal verde fosforito, como Matrix manda. Todo es código abierto, por cierto. Se puede descargar y seguir su evolución en Github: new.css.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear
Por @Alvy — 3 de Junio de 2020

The Unified Workspace, Remote Work Tool | Taskade

Con los nuevos tiempos llegan las «nuevas herramientas», como es el caso de Taskade, un «organizador del trabajo» con un aspecto bastante sencillo y directo concebido para teletrabajar en grupo. Muy apropiado para esta época de Zooms, Skypes y Hangouts Probarlo es tan fácil como ir a taskade.com/new y empezar a escribi; el registro es opcional.

Las secciones principales en las que se divide el entorno son:

  • Objetivos (calendario)
  • Orden del día (agenda del equipo)
  • Tablero de proyectos
  • Mapa mental
  • Otros (plantillas adicionales: scrum, notas, checklist…)

El diseño es bastante llamativo porque es una especie de entorno construido con iconos y colores llamativos. Para mi gusto hubieran venido mejor iconos en vez de emoticonos y una paleta de color más tranquila y unificada, pero para gustos, colores. Me encanta lo de que para proyecto haya una URL única aleatoria.

Es ese tipo de aplicaciones que le encantará a la gente organizada, que aspira a ser organizada o que prefiere dedicar su tiempo a organizarse y no tanto a trabajar… Todo son puntos de vista, vaya. Taskade se puede probar gratis porque permite hasta tres proyectos y si resulta productivo se pueden comprar licencias a partir de 5 dólares/mes por usuario.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear
Por @Alvy — 1 de Junio de 2020

I Miss The Office

En los nuevos tiempos el teletrabajo es superior el trabajo de oficina: mucha gente puede hacer lo mismo con un portátil y un teléfono con la ventaja de no contagiarse de un virus potencialmente mortífero. Pero para quienes echan de menos el «ambientillo» Fred y Vali, de la Kids Creative Agency, han creado I Miss The Office, un simulador de ambiente de oficina. Ruiditos incluidos.

Tan solo hay que visitar la página y elegir con los botones de abajo cuantos avatares te acompañarán en la simulación; el máximo es diez, que tampoco hay que abusar. Son todos figuras geométricas. Aparte de eso los objetos de la representación se pueden pulsar, y al hacerlo emiten sonidos: ruido de fotocopiadora, de máquina del agua, de teléfonos sonando.

Si en Netflix triunfó Chimenea en tu hogar, del que surgieron divertidas variantes, o hay quien se relaja con vistas del espacio… ¿Por qué no? Quien no se consuela y encuentra el limbo de la relajación con sus sonidos favoritos es porque no quiere.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear
Por @Alvy — 29 de Mayo de 2020

Odiómetro | El espejo de nuestro odio

El espejo de nuestro odio.

El Odiómetro es, como su propio nombre indica, un medidor del odio en Twitter. Una forma de cuantificar cuántos tuits de odio por minuto se emiten en la red social en castellano, buscando coincidencias con insultos, descalificaciones y palabras malsonantes. Ha sido programado por Mikel Torres; el código está en Github y se puede analizar y ver cómo funciona.

Después de mirarlo asusta un poco la cantidad de barbaridades que circulan por esa red social: entre 100 y 300 exabruptos por minuto. Lo más asombroso es lo increíblemente preciso que resulta el invento: apenas falla con «falsos positivos» (calificar de odio cosas que no lo son, por ejemplo algunas menciones de la palabra «payaso») aunque tampoco sabemos qué tal se comporta con los «falsos negativos» (insultos que ignora porque no conoce las palabras). Diría que es efectivo al 90 o 95%. (O quizá es que la gente no suelta nada más que burradas.)

Odiómetro | El espejo de nuestro odio

Además del análisis en tiempo real tiene una archivo histórico donde se puede ver una estadística del odio por horas o días y también cuál es la cuenta más odiadora y la cuenta más odiada (no haré spoiler, pero obviamente triunfa la temática política). El odio parece oscilar con los vaivenes de los ciclos semanales; con picos hacia las 12.00 y las 00.00 (y supongo que los lunes).

También da que pensar: un sistema relativamente sencillo puede detectar el odio latente e incluso tomar nota de las cuentas que más odio están generando; sería una herramienta a tener en cuenta para penalizar cuentas, bloquearlas o cerrarlas casi de forma automática.

(Vía Mariluz Congosto.)

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear