Por @Alvy — 29 de Mayo de 2003

Se acaba de anunciar hace unos minutos que la CNMV ha suspendido la cotización de Terra-Lycos. La razón: Telefónica ha anunciado una OPA de exclusión sobre Terra-Lycos. Lo cual traducido al lenguaje de los mortales quiere decir que Telefónica (que era propietaria del ~38% de Terra-Lycos) quiere «recomprarla» para quedársela y controlarla completamente. Ofertan la compra a 5,25 euros por acción (la última cotización era 4,77 euros).

La suspensión se debe a que cuando suceden hechos relevantes de este tipo se detiene la cotización de las empresas afectadas para evitar especulaciones.

En este tipo de operaciones, la entidad OPAnte (Telefónica) saca a la empresa OPAda (Terra-Lycos) de la cotización pública en bolsa. Los accionistas pueden elegir, ante la oferta pública, entre vender al precio ofertado o no vender – pero si no venden tal vez no haya liquidez (o la empresa deje de cotizar) y se pueden quedar sin posibilidad de vender esas acciones en el futuro. Telefónica ha anunciado que completará la operación si al menos puede tomar el control del 75% de las acciones de Terra-Lycos.

Actualización: Horas después de la suspensión, Terra-Lycos vuelve a cotizar… y llega a 5,50 euros [+20% en el día], por encima de los 5,25 que ofrece telefónica (?!) Podría darse el caso de que otra empresa presentara una contra-OPA (otra oferta pública, a otro precio, tal vez mayor). También podría pasar que Telefónica mejorase su oferta, porque obviamente nadie vende a 5,25 si se puede vender en el mercado a, por ejemplo, 5,40. A todo esto, la salida a bolsa de Terra fue a 11 euros. Los analistas han comentado que «probablemente nadie encuentre una oferta mejor» o «esto puede sacar a Terra de su miseria». Por otro lado está el cabreo generalizado de los pequeños (y grandes) accionistas que compraron a precio de salida a bolsa, o en el rango entre 11-157 euros que llegó a alcanzar en los tiempos de la burbuja.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear