Por @Alvy — 3 de Mayo de 2006

José Carlos publicó en ComicPublicidad una interesante reflexión en Márketing Viral ¿Nos dejamos contagiar? relativa a las campañas de márketing viral que circulan por Internet y de las que últimamente ha habido varios ejemplos muy conocidos:

(…) Cuando contemplé el video, el primer impulso que sentí fue darlo a conocer en este blog (…) Pero entonces repentinamente tuve la necesidad de vacunarme. Me estaba dejando infectar voluntariamente para ser parte de la campaña. Entonces surgió la reflexión sobre cómo los blogs, que tienen cierto espíritu independiente, pueden finalmente ser manejados desde fuera.
Es curioso que algunos fenómenos que no surgen como memes se difunden de forma espectacular gracias a la gente, pero también cómo otros que son creados por agencias de publicidad con ese mismo formato, surten el mismo efecto, camuflados como si fueran auténticos memes (en realidad son campañas).

Creo que la diferencia para la gente a nivel individual puede estar en poner un mínimo de investigación antes de «pasar la bola». De ese modo cualquiera puede ser consciente de si está siendo contagiando un meme con fines comerciales (ej. Los Simpson, con personas reales o el Amo a Laura de la MTV) o si se trata de algo genuino que simplemente surgió de la nada, sin intención de ser «meme de Internet» (ej. La cancion del anuncio del Sony Bravia o el Opá, yo viasé un corrá de El Koala). Ambos pueden ser igual de divertidos y curiosos, y puede apetecerte pasarlos y hablar de ellos, sean comerciales o no. Pero creo que es importante saber cuál es su origen real para ser realmente consciente de lo que realmente está sucediendo y qué vas a hacer.

Una forma de saber si «te han infectado» (manipulado) inconscientemente es descubrir después de publicar algo que fue creado por una agencia o empresa para ser redistribuido gracias a ti. Deja un poco de mal sabor de boca: puedes sentirte utilizado.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear