Por @Wicho — 18 de Julio de 2018

A falta de los datos definitivos el noveno lanzamiento de un cohete New Shepard de Blue Origin ha sido todo un éxito. Tal y como estaba previsto la cápsula se separó del cohete como en una misión normal, pero justo después de la separación se activó el sistema de escape que en una situación de emergencia habría alejado la cápsula del cohete. Esto produjo aceleraciones momentáneas de 10g, incómodas pero perfectamente sobrevivibles y después la cápsula siguió ascendiendo hasta los 119 kilómetros de altitud máxima para tomar tierra suavemente 11 minutos y 17 segundos después del despegue.

La cápsula de vuelta a Tierra

El New Shepard aterrizó también sin problemas, demostrando una vez más la efectividad de su motor BE-3, que lo frena rápidamente cuando todo parece indicar que se tendría que estampar contra el suelo.

El New Shepard aterrizando

Este cohete en concreto y la cápsula es la tercera vez que salen al espacio. Y el éxito de la prueba pone a Blue Origin un paso más cerca de empezar a poder llevar a cabo misiones tripuladas.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Por @Alvy — 18 de Julio de 2018

Lo mejor de este vídeo de los vehículos GXV-T de la agencia DARPA es sin duda este vehículo equipado con el sistema METS: Multi-mode Extreme Travel Suspension («Supensión de Viaje Extrema Multi-modo»). [En 2:50].

Se trata de un sistema desarrollado por Pratt & Miller para desplazar el vehículo por terrenos muy accidentados, con piedras, baches tremendos o laderas empinadas. El objetivo es mantener la cabina del vehículo en horizontal y que los ocupantes viajen cómodos. Las ruedas son de 20 pulgadas (50 cm) y la suspensión de unas 4 a 6 pulgadas (15 cm) aunque lo más llamativo es que cuenta con un sistema extensible de suspensión de casi dos metros (110 cm hacia arriba y unos 80 hacia abajo) que es independiente para cada rueda.

Como puede verse en las imágenes la orografía del terreno le resulta bastante indiferente a los trastos equipados con esta suspensión: van prácticamente en horizontal y con pocos vaivenes ya atraviesen montículos, laderas inclinadas o ambas cosas a la vez – sitios por los que un vehículo convencional las pasaría canutas si quisiera circular.

El resto del vídeo muestra otras tecnologías, como la de las ruedas que cambian de forma que ya comentamos por aquí el mes pasado, otra de una especie de visión aumentada (que combina cámaras y lidar) que permite que los ocupantes vayan metidos en una especie de coche-jaula a prueba de balas y hostilidades similares mientras lo conducen con ayuda de las cámaras, como si tal cosa. También hay sistemas de visión para terrenos sin señalización –caminos de cabras, vamos– que ayudan a la conducción.

Todo esto lo desarrolla la agencia militar estadounidense dedicada a las tecnologías más avanzadas, en principio para «mejorar la capacidad de supervivencia» de quienes van en estos vehículos aunque en el futuro, quizá, tengan otras aplicaciones civiles, como ha pasado más de una vez.

(Vía Spectrum.)

Relacionado:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Alvy — 18 de Julio de 2018

Abhishek Singh muestra en este vídeo cómo ha enseñado a Alexa a entender el lenguaje de signos. O, más bien, cómo ha creado un sistema de aprendizaje automático capaz de interpretar lenguaje de signos con TensorFlow.js usando la webcam de un MacBook Pro. Los textos simplemente se envían a Alexa para que a su vez conteste con texto + voz.

En la demostración Singh hace las preguntas típicas del tipo «¿Qué tiempo hace?» «¿Cuánto son 5 pies en centímetros?», «¿Qué hora es?» o «Añade huevos a la lista de la compra» – y todas ellas se interpretan diligentemente para que Alexa las conteste. Naturalmente, quien no pueda hablar de viva voz a Alexa pero sí usar lenguaje de signos probablemente podrá teclear las mismas preguntas… pero no deja de ser interesante que sea relativamente fácil hacerlo de forma más natural. Además, puede haber situaciones en las que sea fácil gesticular pero no tanto teclear con precisión.

No hay de momento un enlace directo al código, pero seguramente aparecerá en su Github. Abhishek es conocido por haber creado un montón de «ocurrencias» similares, como el el famoso Super Mario en Realidad Aumentada, que junto con sus otros trabajos están recopilados en su página (shek.it).

Relacionado:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por Nacho Palou — 18 de Julio de 2018

(La maniobra hacia el minuto 6:50 del vídeo.)

El avión es un C-130J "Super Hércules" (también conocido como LM-100J) y a los mando está Wayne Roberts, jefe de los pilotos de pruebas de Lockheed Martin, quien al parecer tiene previsto retirarse tras la celebración del Farnborough International Airshow de 2018.

El C-130 a lo largo de sus diversas versiones (esta "J" es una actualización) lleva más de 60 años en servicio, tanto militar como civil. Utiliza cuatro motores tubohélice Rolls Royce de 4.700 CV cada uno y pesa, vacío, cerca de 35 toneladas.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear