Por @Alvy — 18 de Febrero de 2020

Y me llevo unaY me llevo una (Joseángel Murcia, 2019). Con ilustraciones de Cristina Daura. Editado por Nórdica Libros, colección Capitán Swing. 25€. 280 páginas, color, encuadernación rústica. Versión electrónica ePub3 (10,99€) en Nórdica Libros.

Este libro del autor de Tocamates explora las matemáticas y la creatividad. Es un «ajuste de cuentas con las matemáticas escolares», como bien reza el subtítulo; enfoques nuevos para matemáticas clásicas. Puede ser un libro difícil de encuadrar para un público concreto: me imagino a jóvenes a partir de 12 o 14 años leyéndolo con interés o a profesores de primera y secundaria devorándolo para aprender nuevas técnicas e ideas. Es probable que quien lo lea ya conozca algunos de los problemas recreativos y matemáticos planteados, pero la forma de exponerlos es muy detallada y simpática, aderezados con preciosas ilustraciones.

A lo largo de sus páginas se pueden descubrir los intríngulis del funcionamiento de las divisiones y las multiplicaciones, el teorema de Pitágoras o las basesx de numeración. Por abarcar, podría decirse que abarca desde las fracciones hasta el infinito. Lo importante es que de cada uno de esos temas se explica el porqué que hay detrás de «cómo funcionan» los algoritmos matemáticos.

También aparecen muchos otros problemas de los clásicos de las recreaciones matemáticas, desde los puentes de Königsberg a los sorteos por letras y la discriminación alfabética o los fractales. Quien se lo lea con calma seguramente descubra algunos detalllitos extra que en otros libros se pasan por alto al hablar de estos problemas, siempre eternos por otro lado.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 18 de Febrero de 2020

Verba

La gente de Civio ha dado a conocer Verba, un buscador sobre los contenidos textuales de los telediarios de RTVE desde 2014 hasta la actualidad. Es el resultado de la recopilación y adaptación en una aplicación de código abierto –publicada con licencia Creative Commons– a partir de los subtítulos emitidos por Televisión Española. Se ha hecho posible con fondos de una beca de la Google Digital News Initiative.

La forma de utilizar Verba es muy sencilla: se introduce un término (con o sin comillas, barras, etcétera dependiendo de cuánto se quiera afinar) y el resultado muestra una gráfica con las veces que dicho término ha aparecido a lo largo del tiempo. Se puede probar con cambio climático, hacker o Rajoy. El resultado se puede exportar para leerlo con una hoja de cálculo (CSV) y también se ve la lista de apariciones en contexto: día, minutaje y un párrafo de contexto.

Verba almacena los subtítulos de todos los noticieros completos, que enlazan a su vez con los vídeos que están guardados en la web de RTVE. Aunque la idea es sencilla, tal y como puede leerse en el Acerca de, el hecho de que los contenidos estén curados, el buscador funcione y se pueda ampliar la información es muy interesante. Una herramienta de investigación potente de la que seguro que saldrán más datos interesantes próximamente.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 18 de Febrero de 2020

Este reciente vídeo muestra al Jetman Vince Reffet probando uno de los modelos de ala propulsora (Jetwing) en los cielos de Dubai. Marco incomparable para hacer demostraciones, que se diría. Tras el despegue desde la pista –ni siquiera necesitó plataforma, ni como antiguamente ser lanzado desde un helicóptero– subió como si tal cosa hasta los 1.800 metros de altitud a unos 240 km/h de velocidad.

Según los fabricantes de los Jetwings las alas propulsoras pueden alcanzar los 400 km/h. Como puede verse al final del vídeo tampoco tuvo problemas para hacer un looping antes de dar por terminada la exhibición. Eso sí: no acabó aterrizando suavemente, sino desplegando un paracaídas a unos 1.500 m de altitud. Esa parte no deben tenerla del todo resuelta todavía.

Para esta pequeña demostración dicen que hicieron más de 50 ensayos (con sus 100 aterrizajes y despegues), la mayor parte con cables de seguridad y la ayuda de un helicóptero. En teoría el ala ha mejorado notablemente su maniobrabilidad y ahora puede controlarse «en todas fases del vuelo». Esperan tenerlo todavía más avanzado para la Expo 2020 Dubai en la que habrá todo tipo de espectáculos de este estilo, que combinan tecnologías futuristas con inventos reales.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Wicho — 17 de Febrero de 2020

SpaceX ha conseguido colocar en órbita 60 satélites más de la constelación Starlink de acceso a Internet. Con esto ya tiene 302 en órbita y aumenta su ventaja como operador del mayor número de satélites del mundo. Y como una de las empresas más odiadas por aquellas personas que se dedican a la astronomía por los efectos que estos satélites están teniendo en el cielo nocturno.

Pero en un giro inesperado porque nos tiene muy mal acostumbrados la primera etapa del cohete que los puso en órbita no consiguió aterrizar en el espaciopuerto flotante Of Course I Still Love You, aunque estuvo a punto de conseguirlo: en el vídeo se ve humo y/o vapor de agua a la derecha del OCISLY y luego salpicaduras en su cámara. De hecho parece ser que amerizó de una pieza. Pero como ninguna de las embarcaciones de la flota de recuperación de SpaceX dispone de una grúa como mucho podrán remolcarla hasta puerto para que luego sea izada y, quizás aprovechar algunas piezas como las aletas de titanio.

Y eso que para facilitar la recuperación en este lanzamiento –y a partir de ahora en todos los siguientes– los satélites fueron dejados en una órbita de 212×386 kilómetros. Usarán sus motores de xenón para subir a su altitud definitiva de 550 km.

La primera etapa era la B1056 y este era su cuarto lanzamiento tras los de las Dragon 17 y 18 y el JCsat 18 el pasado 15 de diciembre de 2019. Con sólo 61 días desde su último lanzamiento ha establecido un récord en lo que se refiere a su reutilización, aunque aún está muy lejos ese objetivo mencionado en varias ocasiones por Elon Musk de que puedan volver a volar en 48 horas. Casi como un avión de pasajeros, dicen en el vídeo.

Hubiera sido el aterrizaje número 50 para SpaceX sumando los de las primeras etapas de Falcon 9 y de Falcon Heavy pero habrá que esperar a una próxima ocasión para alcanzar esa cifra redonda. Es el primer intento de aterrizaje que falla desde que el cuerpo central del segundo Falcon Heavy no lo logrará el pasado 25 de junio de 2019.

Ha sido el lanzamiento número 80 para SpaceX descontando el de la prueba en vuelo del sistema de escape de la Crew Dragon y el número 25 de un Falcon 9 bloque 5, que por ahora lleva un 100% de éxitos. Ha sido el tercer lanzamiento de satélites Starlink en lo que va de 2020 de un total de 24 que esperan hacer. De hecho el próximo lanzamiento de SpaceX, previsto para principios de marzo, también será de satélites Starlink, quizás utilizando la primera etapa B1048. Se convertiría en la primera en salir cinco veces al espacio igual que fue la primera en salir cuatro veces.

Ms. Tree y Ms. Chief tampoco consiguieron atrapar las mitades de la cofia protectora en sus redes.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Microsiervos Selección


Makey Makey Kit

EUR 46,90 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


Doblador de camisetas

EUR 12,20 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección