Por @Wicho — 18 de Febrero de 2020

Aunque la comunidad espaciotrastornada está pendiente del lanzamiento de la primera cápsula Crew Dragon tripulada rumbo a la Estación Espacial Internacional con dos astronautas de la NASA a bordo no hay que olvidar que la agencia espacial estadounidense no es la dueña de esas cápsulas. Lo que hace es contratar un servicio con SpaceX, que es libre de usar las Crew Dragon para lo que le parezca.

Así que ahora que parece que por fin está a punto de entrar en servicio no es demasiado sorprendente el anuncio de que ha llegado a un acuerdo con Space Adventures para ofrecer viajes al espacio a clientes privados. Lo que viene siendo turismo espacial, vaya. El anuncio está en Space Adventures Announces Agreement with SpaceX to Launch Private Citizens on the Crew Dragon Spacecraft.

La gran diferencia entre lo que ofrece Space Adventures y lo que ofrecen Blue Origin o Virgin Galactic es que en estos dos casos son lanzamientos suborbitales; incluso por debajo del límite tradicional de espacio en el caso de Virgin Galactic.

Un tripulante de una Crew Dragon - SpaceX
Un tripulante de una Crew Dragon - SpaceX

Hasta cuatro personas podrán participar en una misión orbital en una Crew Dragon. Permanecerán en órbita dentro de la cápsula durante hasta cinco días a una altitud superior a la de cualquier misión Gemini, que son las que tienen el récord en lo que se refiere a misiones que orbitaron la Tierra. Eso quiere decir que estarán por encima de los 1.373 kilómetros de la Gemini 11. Eso es unas tres veces más lejos que la Estación Espacial Internacional.

Un detalle que no queda claro es que ese lanzamiento tendría que levarse a cabo en una Drew Dragon ligeramente diferente a las que va a usar la NASA, pues la agencia ha limitado a cuatro las plazas en las cápsulas que va a utilizar para ir a la EEI. Y si Space Adventures ofrece plazas para cuatro personas tendrá que haber al menos otras dos libres para la tripulación. Claro que eso no es demasiado problema ya que la Crew Dragon originalmente estaba pensada para siete plazas. Otra opción es que vayan pilotados en remoto desde Tierra y que las cuatro plazas estén ocupadas por pasajeros.

El lanzamiento tendrá lugar entre finales de 2021 y mediados de 2022 a un precio no especificado. La nota dice que la misión se llevará a cabo si se consiguen reunir a las suficientes personas interesadas, pero no parece que eso vaya a ser un problema si tenemos en cuenta que con Space Adventures ya han viajado siete personas a la Estación Espacial Internacional. Así que para mí la duda no es si se producirá sino cuándo.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Wicho — 18 de Febrero de 2020

La Cygnus 13 ya capturada por el brazo robot de la EEI - Roscosmos
La Cygnus 13 ya capturada por el brazo robot de la EEI - Roscosmos/Oleg Skripochka

Tras una aproximación sin problemas la cápsula de carga Cygnus 13 «S.S. Robert H. Lawrence» aparcaba hoy a 12 metros de la Estación Espacial Internacional. Desde esa posición de espera fue capturada por Drew Morgan utilizando el brazo robot de la Estación. Luego fue acoplada al puerto inferior del módulo Unity, pero ya bajo el control de los equipos de tierra.

Van a bordo 1.603 kilos de hardware para la Estación, otros 986 kilos de investigaciones científicas, 757 kilos de suministros para la tripulación, 91 kilos de equipos para paseos espaciales y 29 kilos de recursos informáticos. También van a bordo los Cubesat Red-Eye 2, DeMI y TechEdSat 10, que serán puestos en órbita desde la Estación. Y queso, fruta y verduras frescas, chocolate y gominolas, que no todo va a ser «acer la cencia».

Configuración de la EEI a 18 de febrero de 2020 - NASA
Configuración de la EEI a 18 de febrero de 2020 - NASA

Está previsto que la Cygnus 13 permanezca tres meses atracada en la EEI. Durante este tiempo será vaciada de su contenido útil y éste será sustituido por materiales ya no necesarios a bordo de la Estación que se destruirán junto con la cápsula en una reentrada controlada en la atmósfera al final de la misión.

Pero antes de esa de terminar la misión estará un tiempo en órbita mientras se ejecuta el experimento Saffire-IV. Es un experimento dentro de una serie de ellos que están estudiando el desarrollo y crecimiento de los incendios en diferentes materiales y condiciones ambientales, la detección y monitoreo de incendios y las opciones para hacer limpieza después de un incendio. De ahí su nombre, Spacecraft Fire Experiment-IV, Experimento de fuego en naves espaciales IV. Y por eso se lleva a cabo una vez que la Cygnus ha dejado la Estación, no se vaya a liar la cosa.

La Cygnus 13 comparte tiempo acoplada a la EEI con la Progress MS-13, otra de las cápsulas de carga que se encargan de llevar suministros a la Estación y a sus tripulantes. El que se utilicen distintos tipos de cápsulas de carga –además de las Cygnus y las Progress se usan las Dragon de SpaceX y los HTV japoneses– es para asegurar redundancias disimilares. Así, si hay un problema con alguno de los cuatro tipos de cápsula de carga o con su lanzador siempre hay otras opciones en servicio. Y a finales de 2020 o principios de 2021 se les unirá la Dream Chaser de carga para tener aún otra opción más.

Y la que sigue también en órbita es la Cygnus 12, que permaneció atracada en la EEI desde el 4 de noviembre de 2019 al 31 de enero de 2020. Seguirá en órbita hasta el 2 de marzo mientras libera unos Cubesat en sus órbitas previstas y se llevan a cabo algunos experimentos en su interior.

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 18 de Febrero de 2020

Y me llevo unaY me llevo una (Joseángel Murcia, 2019). Con ilustraciones de Cristina Daura. Editado por Nórdica Libros, colección Capitán Swing. 25€. 280 páginas, color, encuadernación rústica. Versión electrónica ePub3 (10,99€) en Nórdica Libros.

Este libro del autor de Tocamates explora las matemáticas y la creatividad. Es un «ajuste de cuentas con las matemáticas escolares», como bien reza el subtítulo; enfoques nuevos para matemáticas clásicas. Puede ser un libro difícil de encuadrar para un público concreto: me imagino a jóvenes a partir de 12 o 14 años leyéndolo con interés o a profesores de primera y secundaria devorándolo para aprender nuevas técnicas e ideas. Es probable que quien lo lea ya conozca algunos de los problemas recreativos y matemáticos planteados, pero la forma de exponerlos es muy detallada y simpática, aderezados con preciosas ilustraciones.

A lo largo de sus páginas se pueden descubrir los intríngulis del funcionamiento de las divisiones y las multiplicaciones, el teorema de Pitágoras o las basesx de numeración. Por abarcar, podría decirse que abarca desde las fracciones hasta el infinito. Lo importante es que de cada uno de esos temas se explica el porqué que hay detrás de «cómo funcionan» los algoritmos matemáticos.

También aparecen muchos otros problemas de los clásicos de las recreaciones matemáticas, desde los puentes de Königsberg a los sorteos por letras y la discriminación alfabética o los fractales. Quien se lo lea con calma seguramente descubra algunos detalllitos extra que en otros libros se pasan por alto al hablar de estos problemas, siempre eternos por otro lado.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 18 de Febrero de 2020

Verba

La gente de Civio ha dado a conocer Verba, un buscador sobre los contenidos textuales de los telediarios de RTVE desde 2014 hasta la actualidad. Es el resultado de la recopilación y adaptación en una aplicación de código abierto –publicada con licencia Creative Commons– a partir de los subtítulos emitidos por Televisión Española. Se ha hecho posible con fondos de una beca de la Google Digital News Initiative.

La forma de utilizar Verba es muy sencilla: se introduce un término (con o sin comillas, barras, etcétera dependiendo de cuánto se quiera afinar) y el resultado muestra una gráfica con las veces que dicho término ha aparecido a lo largo del tiempo. Se puede probar con cambio climático, hacker o Rajoy. El resultado se puede exportar para leerlo con una hoja de cálculo (CSV) y también se ve la lista de apariciones en contexto: día, minutaje y un párrafo de contexto.

Verba almacena los subtítulos de todos los noticieros completos, que enlazan a su vez con los vídeos que están guardados en la web de RTVE. Aunque la idea es sencilla, tal y como puede leerse en el Acerca de, el hecho de que los contenidos estén curados, el buscador funcione y se pueda ampliar la información es muy interesante. Una herramienta de investigación potente de la que seguro que saldrán más datos interesantes próximamente.

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Microsiervos Selección


300 holandesas

EUR 3,63

Comprar


El enemigo conoce el sistema

EUR 9,49

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección