Por @Wicho — 12 de Enero de 2021

Madrid cubierta de nieve por Filomena – contains modified Copernicus Sentinel data (2021), processed by ESA
Madrid cubierta de nieve por Filomena – contiene datos modificados Sentinel Copernicus (2021), procesada por ESA, CC BY-SA 3.0 IGO

Aunque estos días hemos visto montones de imágenes de Madrid cubierta por nieve a causa de la borrasca Filomena me faltaba una vista desde el espacio. Una como Madrid, cubierta de nieve que acaba de publicar la Agencia Espacial Europea (ESA).

Fue capturada por la misión Sentinel 2 del Programa Copernicus. El Multi Spectral Imager o MSI, el instrumento principal de los satélites de la misión, es capaz de captar imágenes en 13 bandas que van desde el espectro visible –tal y como las veríamos nosotros– al infrarrojo cercano. Esta imagen, aunque no lo parezca, está en color; sólo que el manto blanco que cubre la ciudad hace que parezca en blanco y negro. Su resolución es de diez metros por pixel. Los dos satélites Sentinel 2 que hay en órbita cubren toda la superficie terrestre cada cinco días. Pero la ESA tiene encargados dos más, lo que permitirá reducir el intervalo entre visitas a la misma zona.

La original está disponible como un jpeg de 2662×2114 pixeles de 1,8 MB y como un tiff a 4438×3524 de 47,1 MB haciendo clic en la imagen que encabeza la publicación de la ESA.

Es, por decirlo así, la versión oficial de la foto. Pero Simon Gascoin ya había publicado ayer una; yo mismo había publicado una version ajustada en tono y niveles de la de Simon.

Por supuesto no sólo Madrid ha quedado cubierta por nieve. Así que si quieres jugar tú con los disponibles, aquí tienes el enlace. Está centrado en Madrid pero te puedes mover por el país y el resto del mundo sin problemas. Es una de las ventajas de que los datos del Programa Copernicus sean de libre acceso.

Aparte de los Sentinel 2 también se puede acceder a los datos del Meteosat 11, por ejemplo, para obtener imágenes de las consecuencias de Filomena, aunque con menos resolución.

Relacionado,

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 12 de Enero de 2021

Criados por lobos, una serie de ciencia ficción diferente con el toque Ridley Scott

{Sin spoilers más allá del tráiler, que de por sí ya destripa demasiado para mi gusto.}

Me ha sorprendido gratamente cruzarme con Criada por lobos, una serie creada por Aaron Guzikowski y la producción y respaldo del mismísimo Ridley Scott (quien además dirige los dos primeros episodios), lo cual es en cierto modo un marchamo con garantía. Además de eso su hijo Luke también dirige varios episodios de esta serie situada en un futuro semilejano y en un planeta extraño y altamente inhóspito al que llega una nave con lo que queda de «humanidad para el futuro».

La premisa de Criados por lobos es que un par de androides, Madre y Padre, deben cuidar y criar unos embriones. Han huído de una Tierra totalmente destruida, de la que sólo pudieron salir algunas naves o «arcas» con restos de la civilización. El planeta al que llegan es cruel e implacable; por eso la serie tiene mucho de «reconstruir la civilización desde cero» y transcurre en saltos de varios años hasta que la llegada de otros supervivientes convierte aquello en un nuevo campo de batalla.

La serie es visualmente poderosa; las irreconocibles localizaciones se encuentran en Sudáfrica y los protagonistas (especialmente Amanda Collin y Abubakar Salim como Madre y Padre) lo bordan. Quizá por eso de que los Scott están detrás tiene –al menos eso me ha parecido– fuertes reminiscencias a temas y aspectos de Blade Runner o Alien, desde la inteligencia artificial de los androides y su «sangre» viscosa y blanca como la de Ash (Alien) o los asquerosos bichos con los que se encuentran en las exploraciones, muy a lo Alien. De hecho se diría que se inspirara en el arte de H.R. Giger.

Aunque me gustaron un montón de temas (religión vs. ateísmo, nueva civilización desde cero, «la vida es cruel», superarmas, comportamiento programado y ético de los androides) no me gustó el final de la temporada, ya lo digo aunque me crujan; creo que podrían haber cerrado los diez episodios con algo más redondo y contundente y menos… ejem, puaj, no revelaré nada. Pero según parece hay una segunda temporada en marcha tras la renovación y parece que la acogida de la crítica fue razonablemente buena. Como serie ligeramente diferente y de ciencia-ficción más seria y menos «para niños» que otras merece la pena verla.


Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 11 de Enero de 2021

Stonehenge in your city / Atenas

En esta curiosa página titulada Stonehenge en tu ciudad han recopilado decenas de mapas de ciudades buscando una alineación con los solsticios. Los datos proceden de OpenStreetMaps y lo que tratan es de encontrar calles que estén alineadas con la posición del Sol naciente en los días del solsticio de verano y de invierno, hacia el 20 de junio y el 21 de diciembre de cada año.

Esto es algo parecido a las alineaciones que se dan en monumentos prehistóricos como el de Stonehenge, y por eso las llaman «calles Stonehenge». He mirado en los mapas que hay para España y no son gran cosa, aunque en Madrid hay alguna calle notable, como la Avenida de la Albufera de Vallecas, que está perfectamente alineada, junto con las calles paralelas aledañas. En ciudades como Atenas (Grecia) hay muchas más, quizá por la antigüedad de la ciudad.

Stonehenge in your city / Madrid

Tal y como explican en la página «tampoco está claro si esta alineación es intencionada o accidental»; de hecho en Bilbao por ejemplo coincide con las vías férreas en zona de la ampliación del Muelle 3 del puerto, lo cual es parte de un enclave digamos «natural». Pero a falta de hacer una estadística puede considerarse que aunque tenga cierto sentido –incluso estético– puede ser algo puramente azaroso.

(Vía Magnet.)

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 11 de Enero de 2021

Hay gente que disfruta de una larga caminata en vez de viajar en coche, o de dibujar con pinceles en vez de tomar una fotografía con el móvil. En este tranquilo y relajante documental un grupo de gente analógica inmerso en el mundo digital de Sarah Reyes y Daniel Diernsky en Exploredinary explica por qué prefieren sus técnicas fotográficas a las alternativas más modernas.

Estos artesanos analógicos disfrutan eligiendo todos los materiales, dedicando tiempo a experimentar y probar con nuevas texturas sobre las que plasmar sus trabajos. Disfrutan de trabajar directamente con productos químicos, los efectos de la luz ultravioleta y de cada irregularidad del proceso. No es que odien los bits y los ajustes digitales, simplemente prefieren la alternativa.

En el caso de los que tienen un estudio fotográfico como negocio, dicen tener algo digital, pero también que «lo divertido es hacerlo en analógico». También hay quien dedica su tiempo a la restauración de fotografías antiguas –algo que hemos visto por aquí en muchas ocasiones–, una combinación de arte y técnica difícil de dominar.

Especial mención para los fans de la fotografía Polaroid instantánea, quienes se dedican a reparar esas legendarias máquinas con la que todavía muchos disfrutan para conseguir una fotografía diferente y, en cierto modo, más físicamente duradera.

(Vía @jlacort.)

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Desarrolla más rápido con Xojo