Por @Alvy — 18 de Enero de 2021

No iría yo tan lejos como para usar el título que le ha puesto The Jackhammer a este vídeo en su canal para explicar las técnicas legales e ilegales de Lego, pero casi. Dejando atrás a los pedantes y tiquismiquis todo aficionado sabe que hay una forma «correcta» y otra «incorrecta» de montar las piezas –aunque en la vida todo es relativo– y que algunos trucos acaban convirtiéndose en chapuzas o ñapas que quizá resuelven un problema pero no entran dentro de lo que se suele considerar «válido».

Naturalmente, aquí podría insertarse un largo debate sobre lo que es aceptable y lo que no, sobre si una «solución creativa» no es necesariamente una ñapa o sobre si hay cánones acerca de lo correcto/incorrecto o legal/ilegal en los manuales de Lego. También es cierto que muchas ñapas se reconocen a simple vista y que aunque no es fácil definirlas todos sabemos que están ahí.

Algunas de estas técnicas incluyen usar las bisagras para encajar piezas planas (y no cilíndricas); encajar piezas finas lateralmente a presión sobre otras piezas –no es algo exacto, pero apretando funciona– o usar piezas de conexión para encajar unas piezas al revés con otras. El autor del vídeo considera en general que una ñapa o «técnica ilegal» es cualquier técnica que haga que el resultado sea demasiado frágil, algo contrario al principio de robustez que caracteriza a los Lego.

En fin, el tema da para vídeo y aunque pueda parecer algo un poco exagerado el asunto tiene su interés. Al menos si te gusta el Lego y su cultura. Eso sí: no olvidemos que en el fondo es un juguete, y si divierte y enseña es suficiente… pero no hay razón para no darle vueltas y más vueltas.

(Vía SolidSmack.)

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 23 de Diciembre de 2020

Esta recreación en 3D de la famosa escalera de Schröeder que baja (o sube, según se mire) se ha llevado el premio del año llevando a las tres dimensiones la famosa ilusión visual en 2D que popularizara Heinrich G. F. Schröder en 1858 y que hemos visto mil veces en variantes de todo tipo, en especial en los grabados de M.C. Escher.

(CC) Escalera de Schröeder

Lo que ha hecho el matemático Kokichi Sugihara ha sido darle una nueva vuelta de tuerca recreando el efecto de la escalera original en un objeto real en tres dimensiones. Si la escalera está quieta se puede ver de dos formas: bajando o subiendo de izquierda a derecha o de arriba a abajo de derecha a izquierda. Pero si se gira 180 grados, ¡sorpresa! La escalera sigue bajando (o subiendo) según se mire. El efecto es más poderoso como «escalera que siempre baja», algo que es especialmente visible si se coloca un objeto en el primer peldaño.

Por más veces que se gire 180 grados, la ilusión no desaparece. También resurge si se coloca un espejo detrás: en ese caso tenemos dos «escaleras ambiguas» que bajan a la vez que suben de izquierda a derecha y de derecha a izquierda.

Escalera de Schröeder en PDF / Kokichi Sugihara

Sugihara ha publicado además un PDF recortable de la escalera de Shröeder 3D, escalera que en realidad es bastante «plana», para quien quiera entretenerse y asombrar a las amistades.

(Vía The Kid Should See This + Boing Boing.)

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 15 de Diciembre de 2020

game inside a game inside a game inside a game inside a game inside a game by Sam Hogan

Sam Hogan ha creado este Juego dentro de un juego dentro de un juego. Podría decirse que es el culmen de la recursión, uno de nuestros temas por siempre favoritos. Son 16 niveles a cual más alucinante, que se pueden jugar directamente en el navegador. Ojo que igual te explota la cabeza; lo más recomendable es quizá ver el vídeo explicativo. [Nota: a mí en Chrome por alguna razón no me funciona; en Safari y Firefox sí.]

TL;DR: El juego consiste en ir moviendo al cuadrado protagonista, como en los juegos de golf, para «apagar» todos los cuadrados verdes simplemente tocándolos. Pero ese objeto resulta ser una copia completa del escenario de juego en sí mismo, de modo que suceden cosas extrañas cuando «sube de nivel» o «baja de nivel». En algunos niveles la gravedad está modificada para hacerlo más interesante.

Cómo entender la recursión:
(1) Entender la recursión.

Como los más sagaces ya habrán adivinado, lo mejor de este juego no es el juego en sí, sino el metajuego. Lo que está más allá del propio juego, del mismo modo que lo importante a veces no es llegar a un sitio, sino el camino que se recorre. Hogan a publicado en su canal de YouTube un vídeo bastante ágil –10 minutos– contando la concepción del juego, las pruebas, diseños y cómo escribió el código. Es casi más interesante que el juego en sí.

Allí explica desde los primeros bocetos y pruebas sin sentido a la idea ¡ajá! definitiva: que el escenario del juego esté contenido dentro del personaje protagonista. También explica qué tipo de pruebas hizo, cómo llegó a la idea de un juego de lógica con aspecto de golf y cómo fue diseñando algunos de los escenarios con posibilidades de ser «jugables». Finalmente creó 16 niveles, al más puro estilo efecto Droste. Todo está programado usando como motor Unity.

Ademásestá muy bien que el vídeo incluya algunas descripciones generales sobre lo que es la recursión/recursividad, cómo se aplica en distintos campos y cómo resulta tan peculiar y extraña que muchas veces las imágenes y su procesamiento acaban «en el infinito» o destrozando el motor del juego, como parece que le ha ocurrido más de una vez.

(Vía @Pickover.)

Relacionado:

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD



Por @Alvy — 1 de Diciembre de 2020

La gente de Virtual Arena tuvo la amabilidad de invitarnos al nuevo espacio que han inaugurado en Madrid en el que se puede disfrutar de diversas experiencias de entretenimiento en Realidad Virtual Inmersiva. Así que allí nos fuimos el otro día para formar un equipo de cuatro y pasar un rato visitando otros mundos: desde uno tan tranquilo como las aguas del Polo Norte; a otro lleno de acción y disparos en una nave espacial futurista. La mitad de los que íbamos conocíamos ya alguna experiencia similar; para la otra mitad era la primera vez.

Coronavirus Icons @ iconpacks.netNota: Al ser este un juego de grupo y que utiliza equipamiento compartido el centro tiene todo tipo de medidas Covid para garantizar la seguridad: las mascarillas son obligatorias, se hace una limpieza de todo el equipamiento tras cada uso, hay gel hidroalcohólico y alfombrillas a la entrada, se realiza una toma de temperatura e incluso las mochilas van forradas con un filtro higiénico. Es probable incluso que los participantes sean un «equipo burbuja»; en la práctica se diría que equivale a un «deporte sin contacto», además de que la zona de juego es muy amplia y está suficientemente ventilada. Mi sensación general fue que comparativamente es más seguro que ir en Metro o a una reunión en una oficina cualquiera.

El vídeo de presentación da una buena idea de cómo es la experiencia (hay más en su canal de YouTube); la zona de juego es una gigantesca sala: el espacio total del Virtual Arena son 500 metros cuadrados –divididos según los juegos en zonas anexas– con salas para el equipamiento, control, etcétera. Todo está libre de obstáculos: el suelo y las paredes tan sólo tienen dibujadas marcas de referencia. Una vez los jugadores se han puesto sus visores de realidad virtual, las mochilas y empuñan sus armas, todo se transforma y ese mismo espacio pasa a ser el interior de un videojuego. Como en Ready Player One, pero donde el protagonista eres tú.

Lo más divertido es que a diferencia los juegos en casa o en los salones recreativos, aquí puedes moverte por todo el lugar libremente. Eso sí: tal y como te explican en la introducción hay dos límites: el de las paredes y columnas reales, que aparecen resaltadas en el visor con luces y avisos si te acercas demasiado y el de paredes y obstáculos virtuales. Lo «virtual» no está ahí pero no permite ver a través de las paredes ni objetos, lo cual es parte de la gracia; además tampoco debe intentarse atravesar físicamente (si lo haces, es trampa y «mueres»). Según nos contaron hay quien por la «emoción del momento» se ha estampado espectacularmente contra una pared ignorando que está compuesta de átomos. Por esa razón –y para que nadie destroce el equipamiento de la mochila– está prohibido correr: sólo se puede andar, andar rápido o agacharse un poco, algo necesario para atravesar ciertas zonas o incluso esquivar disparos.

Seguir leyendo: «Virtual Arena: juegos de acción en realidad inmersiva en un gigantesco espacio con «desplazamiento libre»»

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Microsiervos Selección


Makey Makey Kit

EUR 46,90 (Reseña en Microsiervos)

Comprar


The Making of Monument Valley: Secrets Behind the Best Indie Games

EUR 2,99

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección