Por @Alvy — 19 de Enero de 2017

El QWOP es un cutre minijuego de esos que como el de la Jabalina o el Lanzamiento de avioncitos de papel tuvieron su momento de gloria aunque ya han caído bastante en el olvido. El caso es que QWOP, desarrollado por Bennett Foddy en 2008, se considera uno de los juegos que más habilidad manual requieren.

En QWOP cada una de las teclas realiza movimientos diferentes en las piernas: Q y W controlan los cuádriceps y aductores de los muslos (en uno y otro sentido) y O y P los gemelos de las pantorrillas, alternándose a medida que se va avanzando. En los movimientos influye la física de la inercia y la gravedad. Es un lío y acabas acordándote de los antepasados del programador, que dice que recibe muchos correos llenos de odio debido a la alta dificultad de los controles – también por lo adictivo que resulta.

En el vídeo de Mike Boyd se puede seguir su progreso desde cero (desde -0,3 metros, de hecho – su primer récord) hasta que logra completar el reto de los 100 metros completos (sin truquis, que hay un par de ellos). Lo más gracioso es que a mitad de carrera hay un obstáculo y la llegada a los 100 metros incluye tener que dar un salto. Sorpresas sin igual para un juego difícil de imitar.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear