Por @Alvy — 10 de Mayo de 2007

La inclinación óptima de una máquina de pinball es de entre 6 y 7 grados respecto a la horizontal. En alguna página fabricantes recomiendan 6,5 grados, y según la Wikipedia esa inclinación es una especia de convención del sector de las máquinas recretativas, aunque puede que varíe de un modelo a otro (en algunos casos hasta los tres grados solamente). También sucede que las patas de los entrañables «flipers» o «máquina de bolas» son regulables, de modo que puedes jugar más rápido aumentando la inclinación hasta siete grados, o jugar «en cámara lenta» dejando la pendiente de la máquina en sólo seis grados o menos.

(Fuente: TXPinball)

Actualización (11 de mayo de 2007): En pinball blog, añaden algunos detalles, como que la inclinación debe calcularse sobre el tablero y no sobre el cristal, y confirman el dato de los 6,5 grados, para lo cual existen «niveles» especiales con burbujas, aunque hay quien los usa electrónicos. Aparte de regular la inclinación general de la máquina apuntan que también hay que corregir con cierta mañana la posible inclinación lateral que haya para equilibrarla perfectamente. Los operadores de las máquinas pueden variar un poco el nivel cuando detectan (gracias a las estadísticas de la máquina) que las partidas se alargan demasiado por ser muy «lentas». Una ligerísima variación en el tablero del pinball sirve para cambiar los ángulos y caídas y que el juego suponga todo un nuevo reto para los jugadores.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear