Por Nacho Palou — 16 de Octubre de 2014

Un grupo de drones provistos de cámaras y controlados remotamente en primera persona, a través de la cámara del dron, echando una carrera a través de un bosque a velocidades de hasta 50 km/h. Bastante respetable teniendo en cuenta sobre todo que vuelan bajo, entre árboles y siguiendo una ruta delimitada.

Vía PetaPixel.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear