Por @Alvy — 17 de Marzo de 2016

Este planetario simplificado con el Sol, la Tierra y la Luna (obviamente tamaños y distancias no están ni remotamente a escala) es una genial creación del maestro Jason de JK Brickworks.

Lo bueno es que es completamente mecánico y se mueve; además lo hace con cierta precisión: cada vuelta de la palanquita simboliza un día, de modo que la Tierra efectúa un movimiento de rotación completo sobre su eje. También va girando poco a poco alrededor del Sol hasta completar una vuelta cada 375 días. Finalmente, la Luna da vueltas a la Tierra cada 25 días. No es muy preciso pero, ¡ey! está hecho con piezas estándar de Lego.

El mecanismo utiliza una rueda de 60 dientes, aunque también puede hacerse funcionar con una de 56 ajustando el resto para que los cálculos encajen de forma aproximada con los de los cuerpos celestes.

Después de ver esto seguro que otros aficionados acabarán construyendo planetarios más complejos y con el resto de planetas. Tiempo al tiempo.

Compartir en Facebook  Tuitear