Por @Wicho — 29 de Junio de 2006

Después de que la Cámara de Representantes decidiera no incorporar ningún tipo de legislación en la COPE Act que prohiba a las telecos discriminar el trato que dan a los contenidos de Internet según sus propios intereses -básicamente comerciales- la esperanza era que esta legislación pudiera ser incorporada en el Senado, pero tras tres días de debate al final no ha sido así: Open net calls fall on deaf ears.

Esto deja la puerta abierta a que las operadoras de telecomunicaciones decidan qué información y de quien favorecen en sus redes si así lo desean, lo que acabaría con el principio de neutralidad que ha gobernado al funcionamiento de Internet hasta ahora en cuanto al tratamiento de los paquetes de datos que circulan por ella.

Así un proveedor podría decidir, por ejemplo, que el Buscador A va a funcionar más rápido que el Buscador B para la gente que use sus conexiones porque el primero paga un «extra» más a cambio de esa prioridad, o decidir que el Servicio C simplemente no funciona a través de sus conexiones porque el Servicio D ha firmado un acuerdo comercial con ellos o porque pertenece a una empresa del mismo grupo.

También abre la opción a que a los usuarios finales se les ofrezcan distintos tipos de conexión, desde una básica con las limitaciones que el ISP considere adecuadas -en la que por ejemplo no funcione la telefonía sobre IP- a otra «sin limitaciones» pero bastante más cara.

En fin, que las posibilidades de abuso parecen infinitas.

EL senador John Kerry, que está en el campo de los defensores de la neutralidad de Internet, ha amenazado con frenar la aprobación de la nueva legislación mediante un filibustero, pero no está nada claro hasta dónde puede llegar con su postura y qué conseguiría con ella.

Actualización 30 de junio de 2006: Según cuenta David Weinberger en How I saved the Internet el senador Ron Wyden parece dispuesto a bloquear la aprobación de la COPE Act mientras no incluya artículos que aseguren la neutralidad de Internet: Wyden to Block Telecom Bill Without Net Neutrality.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear