Por @Wicho — 16 de Febrero de 2018

Impresión artística de Opportunity en Marte

Hoy, 16 de febrero de 2018, el rover Opportunity ha cumplido 5.000 soles en Marte.

Hace años que su rueda frontal derecha dejó de funcionar, por lo que desde entonces se mueve por Marte marcha atrás. Su brazo robot hace tiempo que muestra síntomas de artritis, por lo que también hace tiempo que no se puede recoger del todo, con lo que además de rodar hacia atrás tiene que hacerlo con el brazo medio estirado. Dos de sus detectores de minerales ya no funcionan…

Pero si echas las cuentas son algo más de 14 años en activo desde que aterrizara allí el 25 de enero de 2004. Opportunity Tiene el récord de la nave que más ha durado en activo en Marte desde mayo de 2010 y desde julio de 2014 el de distancia recorrida en otro mundo.

Durante todo este tiempo Opportunity ha llevado a cabo numerosos descubrimientos, en especial al confirmar una y otra vez que las evidencias apuntan a que Marte en el pasado fue mucho más caliente y que sobre su superficie existió abundante agua en estado líquido, aunque demasiado ácida para que en ella vivieran organismos como los que conocemos en la Tierra.

Aunque en 2013 también descubrió arcillas cuya composición permitiría que en ellas vivieran algunos tipos de microbios como los que hay en la Tierra, y más recientemente encontró también pruebas de que en Marte también hubo agua con pH neutro en la que sí podría haber vivido algún tipo de organismo.

No sabemos lo que le quedará de vida –su gemelo Spirit sucumbió al invierno marciano de 2010– pero no está nada mal si tenemos en cuenta que los requerimientos de la misión sólo pedían que durara 90 soles –días marcianos, unos 40 minutos más largos que los de la Tierra– en activo y que fuera capaz de recorrer al menos 600 metros.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Por @Alvy — 16 de Febrero de 2018

Daisuke Tajima

Daisuke Tajima tiene una galería con unas perspectivas en blanco y negro que sólo pueden calificarse de estremecedoras e interminables.

Son una especie de ciudades futuristas en las que los rascacielos mínimos tienen cientos de pisos y en los que las grúas siguen trabajando para levantar más y más.

Daisuke Tajima

En estas cuadriculas ciudades las gigantescas autopistas recorren las diversas zonas, donde seguramente reinarían las sombras más que la luz del día.

Además de esto también tiene una buena colección de mechas, mangas y otros dibujos

(Vía @Doctorow.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear
Por @Alvy — 16 de Febrero de 2018

SD Cards
Capacidad de las tarjetas SD / SD Association

No sé si seré el único al que le pasa, pero cada vez que voy a comprar algunas tarjetas de memoria han inventado dos o tres modelos nuevos y me paso un rato mirando a ver cuáles son las diferencias para elegir la «correcta».

Pero esta vez encontré en Shutterbug este estupendo artículo titulado SD Memory Cards: Everything You’ve Ever Wanted to Know donde muestran una tabla-resumen del estado actual de las tarjeas SD (Secure Digital) que utilizamos en cámaras de fotos, vídeo, móviles y otros dispositivos. Basta echar un vistazo para saber cuál es más apropiada para según qué cosas.

Velocidad

La tabla de la SD Association indica las velocidades mínimas que marcará cada tipo de tarjeta: cuanto más arriba, mejor y más rápido (y más cara la tarjeta). Esto aparece con el símbolo C/U/V y un numerito; el número se refiere a la velocidad (aunque U1 son 10 MB/s y U3 son 30). La regla aquí es que:

V > U > C

Tamaño físico

Los tamaños MiniSD y MicroSD que se usan en teléfonos móviles y otros dispositivos son básicamente iguales en características, pero en un formato físico más pequeño. De hecho pueden usarse como tarjetas SD normales con un adaptador de plástico que suele venir incluido en la caja.

MicroSD > MiniSD > SD
(usando adaptador)

Capacidad

Respecto a la capacidad máxima (cuántos datos pueden almacenar) las SD originales tenían un límite de 2 GB, las SDHC (high capacity) de 32 GB y las SDXC (excented capacity) tienen 2 TB – y de momento no se quedan pequeñas. Las cámaras antiguas limitadas a una capacidad no admiten tarjetas de capacidades mayores. Por razones obvias actualmente casi todas son SDHC y SDXC; la regla básica es que las tarjetas de menos capacidad funcionan en los dispositivos de más capacidad es decir.

SDXD > SDHC > SD

Todo esto se refiere a la relación entre la tarjeta de memoria y la cámara de fotos/vídeo. Cuando se conecta a un lector de tarjetas externo, pendrive o similar para transmitir los datos al ordenador la velocidad depende en realidad del tipo de conexión USB que se utilice – así que cuando más moderna mejor; USB 3.0 suele ser suficiente.

Luego están las dos escuelas: quienes prefieren máxima capacidad en una sola tarjeta o quienes piensan que es mejor tener varias tarjetas de menor capacidad e irlas intercambiando por si alguna se estropea, que al menos no se pierda todo. Cuestión de comparar precios y de elección personal.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear