Por @Wicho — 29 de Abril de 2010

No creo que sea necesario decir que no creo ni remotamente en las supuestas cualidades beneficiosas de las pulseras Power Balance y productos derivados , aquellos que se supone que logran un «aumento del equilibrio, la fuerza, flexibilidad, resistencia, enfoque, coordinación y ritmo».

Estoy seguro de que su posible efecto no va más allá del efecto placebo, igual que sucede con la homeopatía, los artilugios para imantar el agua, y otros similares.

Lamentablemente, su uso se está extendiendo cada vez más, popularizado por muchos personajes más o menos famosos en distintos campos, lo que sin duda está generando pingües beneficios a su fabricante, aunque no está claro si todos estos personajes llevan la pulsera puesta por iniciativa propia o si cobren por ello, en cuyo caso podría considerarse publicidad encubierta.

Algunos de los famosos que la usan - Kurioso
Algunos de los famosos que usan esta pulsera

Así que me alegra ver que FACUA haya decidido denunciarlas ante las autoridades sanitarias argumentando que la empresa incumple el Real Decreto 1.907/1996, de 2 de agosto, sobre publicidad y promoción comercial de productos, actividades o servicios con pretendida finalidad sanitaria.

En concreto, este Real Decreto prohibe la publicidad de productos, materiales, sustancias, energías o métodos «que sugieran o indiquen que su uso o consumo potencian el rendimiento físico, psíquico, deportivo o sexual», «sin ajustarse a los requisitos y exigencias previstos en la Ley del Medicamento.»

¿Pero esto qué es? - Kurioso
¿Pero esto qué es? - Kurioso

El hecho de utilizar a personajes famosos para anunciarlas está también prohibido en el Real Decreto en cuestión, por cierto.

Lamentablemente, y aunque FACUA tenga muchas posibilidades de ganar la demanda, es muy probable que esto sirva para poco o nada, pues como escribe Kurioso hablando precisamente de cuando él mismo se planteó poner una denuncia a título personal y de lo que le contaron en la OCU:

  • La empresa es norteamericana, lo que complica las cosas desde el punto de vista judicial.
  • Para cuando sale la sentencia la mayoría de las empresas de este tipo han desaparecido o cambiado de nombre o actividad, con lo que las posibilidades de resarcir a las víctimas son prácticamente nulas.
  • Además, Power Balance está teniendo mucho cuidado de no hablar de progresos objetivos para la salud sino de cosas subjetivas difíciles o prácticamente imposibles de comprobar.

El artículo de Kurioso no tiene desperdicio, por cierto.

Así que parece que aunque la justicia pueda tomar cartas en el asunto lo que también podemos hacer, y quizá sea mucho más efectivo, es procurar difundir toda la información posible acerca de este tipo de productos, aunque sólo sea el powerbalancefact #1, que citando a José María Múgica, director general de la OCU, sería:

La Power Balance es un producto «milagro» y no tiene ningún efecto sobre la salud.

Eso sí, a Power Balance no le ha gustado nada lo de la denuncia de FACUA y anuncia medidas «legales y comerciales» ante ella.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear