Por @Alvy — 3 de Enero de 2018

Toshiba Portégé X20W

He estado evaluando el Toshiba Portégé X20W-D-10P, un portátil que se caracteriza por ser un ultraligero de tipo «2 en 1» que se puede utilizar como portátil convencional o en modo tableta, con solo girar la pantalla. Al ofrecer altas prestaciones no es un equipo barato, pero también se puede afirmar que lleva de todo, así que más que probable que cubra con creces las necesidades profesionales de cualquier usuario.

Lo primero que destaca del X20 es su ligereza: tan solo 1.100 gramos de peso para un equipo con pantalla táctil de 12,5 pulgadas (1920x1080, Full-HD, muy brillante y estupenda de color); es tan ligero y delgado que a simple vista parece imposible: poco más de 15 mm de grosor.

Su otra característica destacada es la autonomía: más de 14 horas de uso en condiciones normales (prueba MobileMark) que permiten usarlo todo el día sin tener que arrastrar el cargador. En la práctica a mi con sesiones cortas de uso me ha llegado a durar dos y tres días sin enchufar. Y en media hora puede recargarse de forma rápida con energía para unas 4 horas extra.

En su interior hay un procesador Intel Core i7-7500U, 8 GB de RAM y como almacenamiento lleva una unidad de estado sólido SSD de 256 GB realmente rápida. Aparte de eso la caja incluye un cable adaptador para monitor Full-HD, un lápiz táctil AES (compatible Windows Ink) e integrados en el equipo van el teclado y touchpad, un sensor de huellas digitales y dos cámaras con reconocimiento facial, además de varios conectores USB 3 y Thunderbold 3. Este modelo en concreto corre con Windows 10 Pro 64-bits.

Portátil + tableta

Modo Tableta

Aunque el X20 es un equipo híbrido del tipo «2 en 1» en mi opinión su comportamiento como portátil es superior al de tableta. Para transformarlo basta girar la pantalla completamente (estilo 360º), lo cual activa el llamado «modo tableta» que desactiva el teclado y permite usar el teclado táctil de la pantalla (cuando es necesario).

Aunque la pantalla es estupenda y con buena reacción al tacto (y más al lápiz) personalmente eso de los cambios no me terminó de resultar cómodo, y la sensación de saber que el teclado sigue «debajo» no es la misma que con una tableta rígida y plana que puedes dejar tirada en cualquier sitio con confianza.

Lápiz Táctil AES Toshiba

Pero otro lado, y esto es un gran plus, la calidad del lápiz táctil o stylus en el modo tableta es excelente, la crème de la crème en otras palabras. La razón no es otra que está desarrollado con tecnología Wacom (TruPen/Feel) –la mejor empresa de ese terreno– y tiene una sensibilidad increíble bajo esa forma de agradable lápiz que podría pasar por ser cualquier portaminas convencional. Es absolutamente preciso, ligero y con un tiempo de respuesta extremadamente rápido, que es lo que necesitan los profesionales. Algo que no sólo se agradece, sino que permite dibujar con los mejores programas y apps de diseño con todo tipo de trazos, pinceles y efectos. O usarlo simplemente para navegar por las aplicaciones en otras situaciones. La única pega: no hay dónde guardarlo, así que hay que llevarlo aparte.

Seguridad a la última

Como sistemas de seguridad además de todo lo proporcionado por Windows 10 incluye un sensor de huellas dactilares Synaptics y dos cámaras frontales con reconocimiento facial que pueden usarse con Windows Hello para identificarse en un instante.

Configurar todo ello en el arranque (o desde el panel de seguridad) es muy fácil y el sistema guía paso-a-paso. Personalmente encontré muy cómodo el reconocimiento facial: cuando abres la pantalla ves parpadear las luces de la cámara y con solo ponerte en el ángulo adecuado «estás dentro». No es el adiós definitivo a las contraseñas tradicionales –de todos modos hay que definirlas por si las huellas o las cámaras fallan– pero es lo más parecido.

Buen rendimiento

Portégé X20W + Win 10

Aunque con la configuración del equipo adaptada a las necesidades y preferencias de cada cual el rendimiento puede variar un poco por lo general tiene un buen comportamiento como equipo profesional, para cálculos, presentaciones y especialmente en las labores gráficas. En la prueba Geekbench 4 puntuó 8.400 (sobre una base de 4.000) y permite compararlo con otras CPUs y portátiles similares. Revisando todos los parámetros de los ajustes es fácil lograr un rendimiento máximo cuando está enchufado y uno más ligero pero con ahorro de batería (apagado de pantalla, hibernación, etc.) cuando funciona de forma autónoma.

El equipo viene con Windows 10 preinstalado, de modo que ese es el entorno ideal en el que funcionará (para bien o para mal). Los pequeños inconvenientes que le encontré pude resolverlos rápidamente cambiando detalles en la configuración.

El wifi dual 802.11 ac+agn permite además conectarse a toda velocidad al router y aprovechar bien las conexiones de internet de banda ancha; el Bluetooth 4.2 también se comporta muy bien con altavoces y otros equipos externos (aunque los Harman-Kardon internos que lleva incorporados tampoco están nada mal).

Conclusiones

Con un precio de unos 1.850 euros (IVA incluido) el Toshiba Portégé X20W-D es un equipo de precio y prestaciones profesionales que cumple con lo que promete: es ligero, tiene gran autonomía y la posibilidad de usarlo en modo dual (portátil/tableta) le añade un extra. Si a esto se le suman todos los pequeños detalles (reconocimiento facial, huella, etcétera) y que su rendimiento es potente, especialmente por la velocidad del SSD, cualquier trabajo avanzado queda sin duda bien cubierto.

Probablemente los diseñadores y artistas encontrarán en el lápiz táctil su mejor aliado, y de hecho puede ser una razón más que suficiente para preferirlo a otros modelos: darle la vuelta a la pantalla y sacar el lápiz para dibujar durante horas con buena calidad y enviar las imágenes con unos pocos clics es tremendamente cómodo y eficiente.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear