Por @Wicho — 3 de Octubre de 2013

Nunca fue viable económicamente, y de no ser por el empeño de los gobiernos británico y francés el Concorde nunca habría pasado de ser una idea.

Pero el hecho de ser uno de los dos aviones de pasajeros supersónicos que jamás hayan existido le ha porporcionado sin duda un lugar importante en la historia de la aviación.

En este vídeo, grabado en 1989, se ve el despegue y el aterrizaje de uno de los Concorde de British Airways en la ruta Londres - Washington, en uno de esos vuelos que aterrizaban antes de despegar, al menos teniendo en cuenta las horas locales de los aeropuertos de origen y destino.

Para mi el momento más curioso es cuando levantan el morro, que se bajaba para mejorar la visibilidad en despegues y aterrizajes y suben la visera, haciendo el avión más aerodinámico, lo que se nota en la espectacular reducción del ruido en la cabina.

Es también peculiar ver el momento en el que activan los posquemadores en un avión civil.

(Vía Flight School List).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear