Por Nacho Palou — 5 de Diciembre de 2017

The Conversartion cuenta en Turning hurricanes into music: Can listening to storms help us understand them better? el trabajo de investigadores, meteorólogos y músicos, que trabajan para sonificar las dinámicas de las tormentas. Esto es, para convertir en sonido o en música los datos meteorológicos.

La “sonificación” de las tormentas podrían beneficiar potencialmente a aquellos que rastrean sistemas de tormentas o que informan al público sobre la actividad climática. La sonificación puede ser reproducidas por radio, por ejemplo. También pueden ser útiles para las personas que tienen un ancho de banda móvil limitado y que por tanto reciben mejor contenido en forma de audio que de vídeo.

Incluso para los expertos en meteorología puede ser más fácil percibir una sensación de la dinámica de la tormenta al escucharla que viendo sólo los gráficos. Por ejemplo, mientras que la forma de una tormenta está típicamente ligada a la presión del aire hay momentos en que las tormentas cambian de forma pero no la presión del aire no cambia y, aunque esta variación puede ser difícil de ver en un gráfico, sí puede escucharse gracias a los datos en forma de sonido.

Además, dicen los investigadores, la sonificación ayuda a entender mejor cómo se desarrollan las tormentas; ofrece información para personas con discapacidades visuales y permite añadir información que de otro modo pasa desapercibida,

A través de los ojos podemos detectar propiedades como el color, el tamaño y la textura. Pero nuestros oídos perciben mejor las propiedades que cambian y que fluctúan a lo largo del tiempo. Cualidades como el tono o el ritmo pueden cambiar muy ligeramente, pero aún así se perciben con bastante facilidad a través de los oídos. Los oídos también son mejores que los ojos para detectar patrones múltiples que suceden de forma simultánea, que es lo que hacemos cuando apreciamos las diferentes partes que forman una pieza musical compleja.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear