Por Nacho Palou — 1 de Abril de 2002

Aunque a estas alturas de la vida la mayoría de nosotros andamos con tres veces menos neuronas de las que teníamos al nacer, en cuanto al cerebro no cuenta tanto la cantidad como la calidad o la forma en que las neuronas se interconectan entre sí.

Algunas sencillas actividades ejercitan el cerebro, aumentan la creatividad y capacidades y estimulan la inteligencia. Entre otras

  • Leer y escribir
  • Escuchar música, aprender a tocar un instrumento
  • Hacer puzzles, rompecabezas, ejercicios matemáticos o de inteligencia, jugar al ajedrez o con fichas tipo Lego y similares
  • Aprender idiomas
  • Leer y escribir (más) Especialmente leer es un gran ejercicio para el cerebro que inspira y proporciona información que potencia la creatividad, la cual se puede ejercitar escribiendo.
  • Ejercicios de brainstorming (en solitario o en grupo) Ejercicio interesante: escoger al azar una palabra del diccionario y formular ideas incorporando esa palabra.
  • Hablar, comunicarse con otras personas y mantener discusiones o debates, argumentando las ideas u opiniones.
  • Tomar nota de ideas u ocurrencias, aunque aparentemente no tengan ningún sentido o utilidad inmediata. La inmensa mayoría no tendrán ningún valor, pero una minoría de ellas pueden llegar a ser brillantes.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear