Por @Wicho — 3 de Julio de 2006

Grieta y trozo de espumaLas nubes han dejado de ser la principal preocupación de la NASA para el lanzamiento del transbordador espacial Discovery para pasar a un remoto segundo plano tras haber sido detectada una grieta en la espuma aislante que recubre el depósito externo de combustible de la nave.

Durante una inspección rutinaria del tanque el equipo encargado de esta descubrió que la espuma que cubre uno de los conductos de oxígeno líquido presenta una grieta de aproximadamente 12,7 × 1 centímetros. El mismo equipo encontró también una pieza suelta de espuma que creen que se corresponde con la grieta en cuestión.

A las 12:30 de esta noche hay una reunión extraordinaria para estudiar las alternativas, que van desde volar con el depósito tal y como está a reparar la espuma, lo que retrasaría varios días el lanzamiento, pasando por realizar algún tipo de reparación menor in situ.

Ahora sí que tendrá que jugársela Mike Griffin.

(Vía NASA Watch y spacetoday.net; gracias también a Berto por enviar la noticia.)

Actualización 7:30, 4 de julio de 2006: Tras revisar la grieta de cerca con una cámara parece haber consenso entre los responsables de la misión respecto a que el resto de la espuma está en buenas condiciones y que el que se haya desprendido ese trozo no supone ningún riesgo adicional, así que han decidido seguir adelante con el intento de lanzamiento previsto para hoy: NASA poised to launch shuttle.

Hay una galería de fotos de la grieta en Space Shuttle Discovery: ET Foam, y también se puede ver el vídeo de la rueda de prensa en la que se comunica la decisión de seguir adelante en formato Windows Media o en formato Real Player.

Más en lanzamiento del Discovery / STS-121 (tercer intento).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear