Por @Wicho — 16 de Octubre de 2010

Esta semana la última misión del Discovery dio otro importante paso adelante con la realización del Terminal Countdown Demonstration Test.

Durante el TCDT se llevan a cabo todos los pasos necesarios para llevar a cabo el lanzamiento, y de hecho se para poco antes de «apretar el botón» de lanzamiento, aunque en realidad es un ordenador el que controla todo en esos momentos finales y sólo emite la orden de ignición a los motores tras comprobar que un montón de parámetros están en los valores adecuados.

Así, cada una de las personas involucradas en el lanzamiento, desde la tripulación, que se sube a la nave con sus trajes naranjas de lanzamiento y se instala en los asienteos, hasta los equipos de emergencia, pasando por los que ayudan a los astronautas a subir a la nave, repasan todas sus tareas y se aseguran de que las tiene perfectamente claras.

Pero no sólo se ensaya el lanzamiento sin problemas, sino que también se practican los procedimientos de emergencia y el comandante y el piloto además llevan a cabo varios vuelos en los Shuttle Training Aircraft, el Avión de Entrenamiento de Transbordadores, que son Grumman Gulfstream II convenientemente modificados para comportarse en vuelo como un transbordador.

El STA haciendo prácticas - NASA/ Dimitri Gerondidakis
Landing Practice: El comandante Steve Lindsey y el piloto Eric Boe practicando tomas y despegues en el STA - NASA/ Dimitri Gerondidakis

Una vez que con el TCDT se comprueba que todo funciona como debería y que todo el mundo sabe lo que tiene que hacer, lo único que debería retrasar ya el lanzamiento, previsto para el 1 de noviembre, será que la meteorología no colabore, que aparezca un fallo en la nave, o algún otro tipo de imprevisto.

El Discovery es el más antiguo de los transbordadores en servicio, y esta será última misión, que hará la número 39 de su carrera, que comenzó el 30 de agosto de 1984 en la misión STS-141D.

La misión tiene como objetivo principal poner en órbita repuestos para la Estación Espacial Internacional por si hicieran falta más adelante, aunque la carga más curiosa es el astronauta robot conocido como Robonaut2.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear