Por Nacho Palou — 23 de Marzo de 2016

Recientemente Mercedes-Benz ha puesto en circulación real tres de sus camiones conectados y con piloto automático y una función específica de circulación en caravana.

En este caso la conducción asistida o parcialmente autónoma está disponible en determinados tramos de autopista; al activarse el conductor puede quitar las manos del volante aunque no debe desatender totalmente la conducción.

Además del pilotaje asistido, los vehículos se comunican entre sí vía wifi, lo que posibilita la función de circulación en caravana. Circular en formación, en fila, tienen varias ventajas en el transporte por carretera: reduce el consumo del conjunto en hasta un 7 por ciento lo que supone una reducción en el coste y en las emisiones de CO2 y contaminantes.

La reducción en el consumo tiene que ver con la eficiencia en la conducción; también los vehículos, que se mantienen conectados y comunicados todo el trayecto, mantienen una velocidad constante, reduciendo las variaciones de velocidad, frenadas y aceleraciones.

También dos de los tres camiones encuentran menos resistencia aerodinámica al avance siguiendo al primero. Por este motivo los camiones mantienen 15 metros entre sí, lo que además reduce el espacio que ocupan los tres vehículos en carretera respecto a lo que ocuparían (en teoría) con conductor que (en teoría) deben guardar unos 40 o 50 metros de distancia.

La reducción en la distancia de seguridad es posible, a su vez, porque el tiempo de reacción del piloto automático — a la hora de variar la velocidad o efectuar una frenada— es de 0,1 segundos, lo que además reducirá según Mercedes-Benz los accidentes y los alcances. El tiempo de reacción de cualquier conductor humano es de más o menos un segundo.

* * *

Más sobre la circulación en caravana de vehículos de mercancías y cómo esta técnica mejora la eficiencia en el transporte por carretera.

Relacionado,

Compartir en Facebook  Tuitear