Por @Alvy — 25 de Octubre de 2008

Una córnea de 123 años de vida podría ser el órgano humano más «longevo» todavía en funcionamiento. Pertenece a un hombre noruego de 80 años que la recibió en 1958 como transplante de un hombre nacido en 1885. En su día se creyó que perduraría sólo unos cinco años, pero todavía funciona, aunque el hombre ya no ve demasiado bien con ella. [Fuente: Neatorama.]

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear