Por Nacho Palou — 29 de Enero de 2008

El glaciar Okpilak, situado cerca de Kaktovik, en el noreste de Alaska, fue fotografiado en 1907 por el explorador Ernest Leffingwell.

Glaciar Okpilak 1907

En 2004 el Dr. Matt Nolan tomó una fotografía desde el mismo lugar

Glaciar Okpilak 2004

Y volvió a fotografiarlo un siglo después de la imagen original de Leffingwell, en agosto de 2007.

Glaciar Okpilak 2007

Esta última imagen está también disponible, junto con otros glaciares de Alaska, en formato de alta resolución y en formato panorámico.

Entre la imagen de 1907 y la de 2007 se observa una notable reducción en la nieve de las montañas y el hielo del glaciar. Según los modelos actuales, la mayoría del hielo de la zona norte de Alaska habrá desaparecido en los próximos 100 o 200 años.

La cantidad de hielo acumulada en el glaciar Okpilak en 1907 podía estar sin embargo anormalmente incrementada por la Pequeña Edad de Hielo (Little Ice Age) que asoló Europa, Norteamérica y Asia entre 1550 y 1850 y que incluyó el año sin verano (1816). Aquella época estuvo marcada por temperaturas extraordinariamente bajas que provocaron el rápido crecimiento de los glaciares montañosos especialmente, en los Alpes, Noruega, Irlanda y Alaska.

Reconstructed Temperature Graph

Durante ese período de tiempo se registraron tres mínimas en las temperaturas entorno a 1650, 1770 y 1800 con intervalos intermedios ligeramente cálidos.

Los científicos han identificado dos causas de la Pequeña Edad de Hielo fuera de los sistemas de interacción océano-atmósfera: una actividad solar disminuida y la actividad volcánica aumentada. Otras personas investigan influencias más antiguas como la variabilidad natural del clima, y la influencia humana. Algunos también han especulado que la despoblación de Europa durante la Peste negra, y la disminución resultante en el rendimiento agrícola, pudiera haber prolongado la Pequeña Edad de Hielo.

Sin embargo, la principal dificultad para identificar las causas de la Pequeña Edad de hielo es precisamente “la ausencia de consenso sobre lo que se puede considerar que es normal en el clima”.

End of Little Ice Age(*) — Alrededor de 1850, el clima del mundo empezó a calentarse de nuevo y puede decirse que la Pequeña Edad de Hielo se acabó en ese momento. Algunos críticos con el calentamiento global creen que el clima de la Tierra todavía se está recuperando de la Pequeña Edad de Hielo y que la actividad humana no es un factor decisivo en las actuales tendencias de la temperatura. Sin embargo, esta teoría no tiene una gran aceptación. En cambio, la opinión científica principal sobre el cambio climático acepta que el calentamiento de los últimos 50 años está causado principalmente por el incremento de CO2 en la atmósfera con origen en la actividad humana. Menos acuerdo hay en sobre cuál es el origen del incremento de las temperaturas entre 1850 y 1950.

* Este último párrafo es una traducción del texto original en la entrada en inglés Little Ice Age, ya que en la versión en español la redacción de tal párrafo resulta ambiguo e inexacto, sin enlaces a fuentes de confirmación.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear