Por @Wicho — 20 de Agosto de 2009

En Microsiervos tenemos una cierta fijación por los relojes raros, extraños, o que marcan la hora de forma de poco habitual, y yo personalmente estoy muy intrigado con los que usan tubos nixie, aunque su elevado precio por una parte y el hecho de que funcionan con tensiones de 400 voltios por otra han hecho que nunca me haya dado por comprar ni fabricarme uno.

Pero nunca había visto -o no lo recordaba- relojes que usan tubos CRT para dar la hora hasta que en una de las pantallas de la charla de Mark Frauenfelder durante el Foro Internet Meeting Point 2009 vi uno.

La idea no es exactamente práctica, ya que los CRT por lo general ocupan lo suyo, aunque hay algunos modelos que usan tubos muy pequeños, y tampoco es como para plantearse construir uno en los ratos libres, pues te puedes encontrar con tensiones del orden de los 800 voltios; de hecho, no tengo claro que haya modelos disponibles de forma comercial salvo en forma de kits ofrecidos por algún entusiasta, pero molan un rato.

Algunos que he ido encontrando por ahí:

CRT Vector Clock por Chris Radek
CRT Vector Clock por Chris Radek
The SCRA Round Scope Clock por David Forbe
The SCRA Round Scope Clock por David Forbe
The SCRA Round Scope Clock por David Forbe, que tenía intención de vender como kit por 999 dólares
Reloj CRT por Eric C
Reloj CRT por Eric C, basado en el kit de Thiem-Work

Hay además al menos dos escuelas de pensamiento en este tipo de relojes acerca de cómo se forman las imágenes en los tubos: Los más puristas insisten en que deben ser dibujadas mediante vectores, mientras que algunos modelos, como por ejemplo el de Eric C que aparece más arriba, usan imágenes en forma de mapa de bits, lo que sería un poco hacer trampa.

Por cierto que buscando información sobre estos relojes he dado con Feed RSS The Tube Clock Database, un blog en el que el autor van publicando precisamente anotaciones sobre este tipo de relojes retro y algún que otro tipo más, y en el que además hay enlaces a algunos vendedores recomendados.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear