Por @Alvy — 12 de Abril de 2013

Esta jocosa broma de Hungry consiste en ir por los restaurantes pidiendo a la gente permiso para hacer una foto de su comida, con la excusa de «es que es para subirla a Instagram».

Mike, Mike, ¡tráete el foco! … Qué, ¿A que ha quedado bien, eh? ¿Y qué filtro te apetece que le ponga, el Early Bird, el Hudson, quizá el X-Pro II…?
Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear