Por Nacho Palou — 7 de Abril de 2017

El puente autoportante de Leonardo da Vinci es sencillo de construir, es práctico y se soporta así mismo sin necesidad de fijar entre sí los elementos que forman la estructura que se entrecruzan entre sí. Es un clásico de las construcciones con palillos de madera y queda firmemente unido por su peso, por su tendencia a caer.

El vídeo de arriba es una demostración de la firmeza y resistencia de la estructura resultante.

En Estructurando, Los seis puentes mas ingeniosos de Leonardo da Vinci,

Leonardo, en su búsqueda de soluciones para salvar grandes luces con piezas cortas, manejables y de fácil provisión, presentó este Puente Autoportante en el Códice Atlántico f. 69ar y 71v (1487-1489).

La idea era poder construir un puente de forma sencilla y rápida para salvar pequeños obstáculos.

El puente autoportante de Leonardo da Vinci

Lo mágico de esta estructura es que una vez terminado el levantamiento y tan solo con un correcto estribado ninguna pieza puede salir de su posición, no siendo necesario ataduras entre barras.

Vía Core77.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear