Por @Alvy — 13 de Noviembre de 2012

Infinite-Jukebox

¡Cuidado que engancha!

Se llama The Infinite Jukebox y es un precioso hackeo creado por Paul Lamare con motivo del Music Hack Day organizado por el M.I.T. en Boston; el típico evento que congrega y conecta a programadores y hackers de diversas ramas durante un fin de semana en el que la creatividad se desborda.

Consiste simplemente en una idea que alarga de forma artificial una canción de forma infinita analizando los patrones de la música y encontrando aquellas partes de las canciones que se parecen unas a otras. Con los datos se crea un registro visual con unas líneas arqueadas que indican las coincidencias entre secciones y patrones similares. Mientras se está reproduciendo la canción cuando se llega a esos puntos clave la música puede continuar aleatoriamente por un camino o por otro - creando en cierto modo una «nueva versión» de la misma.

Como el resultado es una canción circular, con saltos e interminable, puedes hacer sonar tu música favorita de forma infinita pero -en cierto modo- «variada». Se pueden o bien subir canciones en MP3 o probar el efecto con las últimas canciones que ha subido la gente, que son las que aparecen en portada.

La explicación completa y la historia de cómo se ha creado la da Lamare en su blog: The Infinite Jukebox. Lo dicho: toda una pequeña joya del estilo de las que nos gusta encontrar navegando por ahí.

Warning! Karma Police y Around the World pueden entrar en bucle.

(Vía MeFi.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear