Logo Lainformacion.com
< Poesía en código de fósforo verde
El Sol es de color #FFF5F2 (más o menos) >

Iron Sky, ¡vuelven los nazis desde la luna!

Ver vídeo: Iron Sky Teaser 2 - The First Footage
Iron Sky Teaser 2 - The First Footage [1:46 min.]

Iron Sky es de esas producciones que se pasan años en el horno completándose un poco a trompicones, sin muchos recursos (de la filosofía del hágalo usted mismo o, como se dice ahora, indie), pero cuyo resultado promete.

La película se va financiando sobre la marcha, e incluso aceptan inversiones de particulares que pueden adquirir cómodas porciones del proyecto con los mismos derechos sobre los beneficios -si los hay- que los inversores principales, que son dos productoras finlandesas y una alemana. De momento unos 150.000 euros proceden de aportaciones menores (a partir de mil euros) recibidas a través de Internet.

Su estreno está previsto para 2011, aunque este año ya se ha dejado ver un teaser con fragmentos de la película (el vídeo de arriba) en el festival de Cannes.

El estilo visual -incluso vital y argumental- recuerda vagamente al de Sky Captain and the World of Tomorrow, película que también me llamó la atención en su día ya que su autor la comenzó a rodar como afición en sus ratos libres. Hasta que alguien en Hollywood la convirtió en una cuasi superproducción que resultó interesante pero -con permiso de Angelina Jolie- un poco plana.

El argumento de Iron Sky es divertido, un poco estilo ciencia ficción de la posguerra. En 1945, con la Segunda Guerra Mundial a punto de terminar, los nazis se las ingenian para poner pies en polvorosa desde la Antártida. Allí científicos alemanes han conseguido desarrollar tecnología antigravedad que les permite volar en naves espaciales hasta la luna donde se instalan -en la cara oculta- y desde donde durante años organizan su regreso a la Tierra para intentar conquistarla definitivamente.

En la web oficial hay un montón de información e imágenes, y también en Moon Nazis in Cannes, una entrevista con Tero Kaukomaa, uno de los productores.