Por @Alvy — 24 de Noviembre de 2011

En la Micromouse Robot Competition los mini-robots hacen una primera ronda para «mapear» los laberintos y resolverlos; luego pueden guardarlos en memoria y recorrerlos tan rápido como les sea posible. El pequeño y ágil Min7 lo hizo en 3,9 segundos, dejando asombrados a todos los presentes.

Si quieres competir con el Min7 «mentalmente» debes resolver primero el laberinto (de la esquina derecha al centro, con la pantalla en pausa es fácil) y memorizarlo. A continuación debes recorrerlo con la mirada empezando por la misma esquina, en el instante en que su creador lo suelta. Es difícil hacerlo en tan poco tiempo incluso solo con la mirada.

Este pequeño ingenio robótico fue el ganador de su categoría: mide menos de 10×10 cm, pesa 90 gramos y está impulsado por un motor y cuatro ruedas, además de un procesador Hitachi 2633R a 20MHz.

(Vía Slashdot.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear