Por @Wicho — 26 de Mayo de 2014

Dentro del proceso de certificación de un nuevo modelo de avión hay un montón de pruebas que superar.

Una de ellas es comprobar que puede operar en una pista muy mojada sin que el agua desplazada por el tren de aterrizaje entre en los motores ni en la unidad de potencia auxiliar, tal y como se puede ver que hace un Airbus A350 en este vídeo.

Los detalles los cuenta Airbus en A350 XWB MSN004 successfully undertakes water ingestion tests at Istres.

Chofffff!
Airbus S.A.S. - JB. Accariez

Si todo va según lo previsto, el A350 entrará en servicio a finales de 2014.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear