Por @Wicho — 24 de Abril de 2017

El Antonov An-225 en Bangor
El Antonov An-225 en Bangor – Barry Shipley

Situada en el estado de Maine, la ciudad de Bangor tiene un aeropuerto sorprendentemente importante para los aproximadamente 33.000 habitantes que tiene la ciudad.

El truco está en que el estado de Maine está en el extremo noreste de los Estados Unidos, lo que coloca ese estado debajo de las rutas que unen la costa este de los Estados Unidos o incluso con Europa a través del Atlántico norte, aunque los mapas nos engañen respecto a eso.

Además la pista del aeropuerto, que en tiempos fue una base de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, mide 3.487 por 61 metros y está preparada para recibir los aviones más grandes y pesados del mundo.

Por eso unos 10.000 vuelos anuales usan el Aeropuerto Internacional de Bangor como punto de repostaje programado, en especial en el caso de aviones de corto radio, en sus vuelos entre Europa y los Estados Unidos o viceversa.

Pero además el aeropuerto de Bangor es el aeropuerto del mundo en el que más aterrizajes de emergencia se producen del mundo, 1.170 en los últimos años según Anthony Caruso, uno de sus directores.

22 han sido por motivos de seguridad como algún pasajero poco recomendable a bordo, por ejemplo, 90 por problemas mecánicos, 95 por urgencias médicas, 254 por meteorología (aeropuertos de destino cerrado y cosas así) y 709 por problemas con el combustible.

Es importante destacar que la inmensa mayoría de estos desvíos por problemas con el combustible son por precaución, ya que cualquier aviador optará por hacer una parada para repostar ante la mínima duda de que puedan ir justos de combustible por un mayor consumo por haber tenido viento de frente más fuerte de lo previsto o por haber tenido que desviarse de su ruta preprogramada por cualquier causa.

La historia de este aeropuerto, con muchos detalles más, en La historia del aeropuerto con más aterrizajes de emergencia del mundo.

(Vía Controladores).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear