Por Avión Revue — 1 de Julio de 2009

Por Luis Calvo. Con motivo de la reunión del G-8 en L'Aquila el Gobierno italiano ha decidido suspender los acuerdos de Schengen del 1 al 15 de julio.

Esta circunstancia, contemplada en los mismos, supone que Italia reinstalará durante ese tiempo los controles fronterizos por lo que todos los pasajeros, tanto en tránsito como con destino Italia, deberán ir adecuadamente identificados con sus DNI o pasaportes. Por ello, las aerolíneas que vuelan a Italia comprobarán en estas dos semanas que sus viajeros disponen de ellos, y en caso negativo podrían no aceptarles al vuelo.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

2 comentarios

#1 — orayo

Hacen y deshacen.

#2 — ghostDancer

Es un procedimiento "habitual", creo recordar que en España se hizo lo mismo con la boda del principe,que no es lo mismo que una cumbre del G-8 pero si igual de simbólico, porque sirven para lo mismo para que los que estan arriba parezca que trabajan par los que les pagamos el sueldazo.