Por Avión Revue — 13 de Marzo de 2009

pregunta de Javier Herrán (Pamplona, Navarra)

Los aviones más grandes son más velocesEl tamaño de una aeronave no influye en su velocidad de crucero. La velocidad depende más del ala y de los motores. Cuando se diseña una aeronave, una vez definido que tipo de avión queremos, lo primero que se diseña es el ala. En función de la gama de velocidades que se busquen, el ala tendrá una forma u otra: desde un ala recta como la de los aviones monomotores, a un ala en delta de los cazas supersónicos. El fuselaje, su forma o tamaño, incide sólo superficialmente en la velocidad, lo hace más en el consumo del motor o motores a igualdad de velocidad.

La aviación comercial se mueve por factores económicos, y un avión, como un coche, cuanto más corra, más gasta. Hasta la crisis del petróleo de los años setenta, los aviones volaban más rápido, de hecho, la mayoría de los récords de velocidad entre pares de ciudades en vuelos comerciales son de esa época. Cuando el petróleo subió, bajó la velocidad de crucero de los aviones. Dentro de esta línea también debemos considerar que a veces no tiene sentido acelerar más sólo para empezar a frenar mucho antes. Uno no se pone a 120 km/h en quinta para recorrer 100 metros con el coche. En recorridos largos, sin embargo, al mantener un crucero más tiempo, sí puede ser rentable acelerar un poco más. Una última consideración es que el B-747 o el B-737, por ejemplo, son diseños de los años sesenta, de antes de la crisis nombrada, cuando, como decían algunas personas «el combustible no pesa» mientras que el A340 y el A320 son aviones diseñados para ser, básicamente, económicos.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

2 comentarios

#1 — Jose

Pues no me he enterado de porqué los aviones más grandes son más veloces.

La velocidad depende más del ala y de los motores.

Sí, pero con iguales alas y motores qué será más veloz, un avión con fuselaje grande o pequeño (aunque quedara ridículo).

#2 — Val

Creo que lo que intentan decir es bien sencillo.
Un avión más grande de pasajeros (un A380, o un A340) siempre se usa para transporte de pasajeros entre grandes ciudades bastante alejadas (tipo hub), por ejemplo NewYork-Paris sería un buen candidato. Los cientes de este tipo de vuelos no son los ciudadanos de NewYork o Paris, sino los ciudadanos de EEUU y Europa con lo cual hay más pasajeros, es decir, a mayor distancia (por norma de dedo gordo) tenemos aviones más grandes y como se indica en la entrada tienen un crucero mucho más largo (5-6 horas) y por tanto es más rentable ir un pelín más rápido.
Para vuelos cortos (por ejemplo Madrid-Avilés) no hay tanta gente volando y lo mejor es usar un avión más pequeño, además el tiempo de vuelo es muy corto (unos 45 minutos) donde te pasas casi todo el tiempo despegando o aterrizando y no compensa para nada que vaya tan rápido, para ir 5 minutos rápido. Suelen ser aviones más pequeños y rápidos.
En realidad lo que permite hacer a un avión rápido no es su tamaño, es la distancia que va a recorrer.
Más o menos es lo que tratan de explicar en la entrada ;)