Por @Wicho — 23 de Julio de 2009

El tercer paseo espacial de la misión STS-127 tuvo que ser recortado antes de haber sido llevadas a cabo todas las tareas previstas para este cuando los niveles de dióxido de carbono dentro del traje de Chris Cassidy comenzaron a subir más de lo esperado, lo que aunque no supuso ningún peligro inmediato supuso que por las normas que rigen este tipo de actividades les obligó a él y a Dave Wolf a volver al interior del Endeavour tras 5 horas y 59 minutos.

En este tiempo retiraron unas cubiertas aislantes de Kibō, el laboratorio espacial de la Agencia Japonesa de Exploración Aeroespacial, prepararon los primeros experimentos que serán instalados en la recién instalada Exposed Facility de este para su instalación, lo que se hará usando su brazo robot, y cambiaron dos de las cuatro baterías del segmento P6 de la Estación Espacial Internacional que estaba previsto que cambiaran.

Estas baterías se usan para almacenar la electricidad que producen los paneles solares de la ISS para cuando esta se encuentra en la sombra de la Tierra y no pueden producir electricidad. Son de níquel-hidrógeno, están diseñadas para durar al menos 6 años y medio, y pueden pasar de los 38.000 ciclos de carga y descarga a un 35%. Miden 100×90×45 centímetros y cada una pesa unos 180 kilogramos.

La interrupción del paseo espacial no supone un problema para los objetivos de la misión, ya que la sustitución de las baterías se completará durante el cuarto paso espacial de la misión, pues siempre se maneja un margen de tiempo en todas las actividades programadas para cubrir este tipo de inconvenientes.

La canción escogida para arrancar este octavo día de actividad fue Santa Monica por Everclear, dedicada al piloto Doug Hurley.

Fuentes: STS-127 MCC Status Report #14 y STS-127 MCC Status Report #15.

Anotaciones relacionadas:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear