Por Nacho Palou — 16 de Abril de 2015

Chase Me es el trailer (o un corto muy corto) de una película impresa en 3D en la que la niña protagonista y los elementos de los decorados están todos ellos fabricados con una impresora 3D.

Esto significa que para que la niña camine por el bosque es necesario imprimir decenas de modelos de la niña con pequeñas variaciones de forma y tamaño para que, por la técnica del stop-motion (fotografías sucesivas pasadas como fotogramas de vídeo) crean la ilusión del movimiento. La técnica utilizada es similar a cuando se hace una película de animación, salvo que en lugar de renderizar en pantalla cada fotograma los elementos de éste se imprimen en resina -- después se pintan a mano si es necesario.

En total 2500 objetos 3D impresos --unos 80 litros de resina, 6000 horas de impresión-- y se utilizaron 12 modelos de impresoras 3D a lo largo de los dos años de trabajo. El cómo se hizo se puede ver en este otro vídeo, Making of Chase Me.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear