Logo Lainformacion.com
< Rascacielos de tinta
La web prometida y otros clásicos >

Como convertirse en un charlatán* en nueve sencillos pasos

*Con todo el respeto a quienes se dedican a la venta ambulante y anuncian a voces su mercancía. Aquí hablamos de los que venden productos y tratamientos milagrosos, también conocidos como magufos.

Traducido y resumido de How to become a charlatan:

  1. Encuentra una terapia atractiva y dale un nombre que mole, aunque este paso puede resultar ser un tanto complicado porque las mayores tonterías que se te ocurran ya están en uso por cosas como el reiki y similares.
  2. Invéntate una historia fascinante, da igual que sea cierta o no; sólo asegúrate de que tenga tirón. Que con tu terapia arrancaste a tu hermana de las garras de la muerte cuando tenía seis años o algo por el estilo.
  3. Añade una pizca de pseudociencia, porque hoy en día la gente se pone muy pesada con eso y no se va a creer nada a menos que introduzcas unos cuantos términos científicos; si además te las apañas para tener que utilizar algún cacharro que parezca de alta tecnología, mejor.
  4. No olvides una dosis de sabiduría antigua para compensar la parte pseudocientífica del asunto. Se tratará de conocimientos que poseen los pueblos más antiguos de la Tierra pero que tú habrás mejorado.
  5. Di que es una panacea, que como bien dice la RAE es un «Remedio o solución general para cualquier mal». No te cortes, no pasa nada.
  6. Prepárate para enfrentarte al problema de las pruebas y de los desagradables escépticos. Para esto te vendrá bien un sitio web con testimonios de tus satisfechos clientes. Y si no los tienes no pasa nada, te los inventas y listo.
  7. Engáñalos con estadísticas. Di que al menos un 76,5% de 5.000 casos de estudio mejoraron significativamente. Da igual que sea mentira; de hecho da igual que no existan esos casos de estudio.
  8. Juega la carta de las farmacéuticas, de las que dirás que están al tanto de lo que propones y que se han confabulado para acabar contigo, lo que te ayudará a mejorar tu posición frente a tus mejores clientes, esos que tienen mucho dinero y a los que todos los intentos por inculcarles una educación han fracasado.
  9. Y sobre todo pide dinero, mucho dinero. No olvides que tu objetivo es volverte rico, así que si vendes algo, véndelo muy caro, o si lo tuyo es algo tipo imposición de manos, cobra cifras astronómicas.

Por si te pica la curiosidad hay una traducción completa en Cómo convertirse en charlatán.