Por Nacho Palou — 11 de Abril de 2007

Para probar a hacer en la ducha con el champú: el efecto Kaye es una extraña propiedad de los líquidos complejos que no sé sabe del todo porqué se produce ni tiene utilidad alguna —pero es bonito y da juego para hacer un vídeo artístico como este: [YouTube, 2:59 minutos] Leaping Shampoo.

Al verter un chorro de líquido orgánico viscoso sobre una superficie ésta de repente “devuelve” otro chorro ascendente que tiende a combinarse con el chorro que está cayendo.

El efecto recibe el nombre por Arthur Kaye que lo observó y describió en 1963.

(Vía J-Walk y C00l Stuff.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear