Por @Wicho — 14 de Julio de 2010

Según se puede leer en Small Solar Power Sail Demonstrator 'IKAROS' Confirmation of Photon Acceleration la Agencia Japonesa de Exploración Espacial ha podido confirmar mediante mediciones de radar doppler, que es capaz de medir la velocidad de un objeto, que el efecto del viento solar sobre la vela solar de su sonda espacial Ikaros está produciendo un empuje de 1,12 miliNewtons sobre esta.

Simplificando un poco, esto es el equivalente de empujarla con una fuerza de unos 0,114 gramos, lo que está produciendo una pequeña pero medible diferencia entre la velocidad a la que viajaría Ikaros en su órbita si no recibiera este empuje y la velocidad a lo que lo está haciendo, como se ve en este gráfico:

Velocidad de Ikaros

Las cruces rojas, a la izquierda, se corresponden con las mediciones de velocidad antes de haber desplegado la vela; las de la derecha, que van subiendo, con las mediciones después de haberlo hecho. El espacio sin cruces rojas se corresponde con un periodo en el que no se recibieron señales durante el proceso de desplegado.

Estas mediciones se corresponden además con el valor calculado para el tamaño de la vela, 20 metros de diagonal.

Esto marca el segundo gran éxito de esta misión, tras el despliegue de la vela, y ahora falta por ver si el sistema que lleva de paneles LCD embebidos que se pueden activar y desactivar sirven para controlar su dirección, pues se supone que las partes en las que la vela sea más reflectante recibirán más empuje que aquellas en las que se apaguen los paneles y reflejen la luz de forma más difusa.

Esquema de funcionamiento de los paneles LCD
Esquema de funcionamiento de los paneles LCD

(Visto en msnbc.com).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear