Por @Wicho — 13 de Diciembre de 2005

Los problemas de la NASA con la flota de transbordadores espaciales no acaban, y mientras se plantea volver a introducir cambios en el diseño del tanque externo (NASA finds cracks in shuttle tank foam, NASA contemplating changes to shuttle tank) e investiga una fuga de oxígeno potencialmente desastrosa durante el lanzamiento del Discovery el pasado mes de julio (Nasa probes shuttle 'oxygen leak'), entre quién sabe cuantas cosas más, acaba de verse obligada a admitir que como poco hasta noviembre de 2006 no podrán intentar un nuevo lanzamiento: Nasa scraps shuttle launch date.

Si a todo esto le añadimos que es posible que también se vea obligada a reducir el número de lanzamientos de los transbordadores para gastarse ese dinero precisamente en el diseño y desarrollo de la nave que los sustituya parece bastante claro que en un futuro no muy lejano podrían tendrán problemas para seguir subiendo suministros y tripulantes a la Estación Espacial Internacional, con lo que se han rendido a la evidencia y están pidiendo propuestas a empresas privadas que puedan estar interesadas en hacerse cargo de estas tareas: NASA seeks private replacements for shuttle trips.

Esto permitiría a la NASA ir reduciendo el número de vuelos que tendrían que hacer las lanzaderas e incluso llegar a sustituirlos completamente por vuelos privados, y podría convertirse también en una estupenda oportunidad para afianzar la presencia de la iniciativa privada en el espacio.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear