Por @Alvy — 5 de Junio de 2015

Este este corto divulgativo TED se explica cómo se calcula el tiempo que la luz de Sol tarda en llegar hasta nosotros. Porque no necesita únicamente los 8 minutos que tarda en recorrer la de distancia entre el Sol y la Tierra. Necesita miles de años más.

Lo que sucede es que cuando en el núcleo del Sol se dan las reacciones atómicas que producen la luz visible (también se genera luz infrarroja y rayos X) los fotones tienen que recorrer un auténtico laberinto de 660 000 kilómetros hasta llegar a la superficie. Y en ese laberinto pueden empezar a «rebotar» con los millones y millones y millones de protones que hay por allí, cambiando aleatoriamente de dirección en cada choque.

Los cálculos sobre lo que sucede allí se realizan gracias a un modelo matemático que simula el interior del Sol: los fotones recorren una especie de camino aleatorio; teniendo en cuenta la cantidad de protones, su separación, la distancia a recorrer y finalmente la diferente densidad de cada una de las zonas de la estrella de nuestro sistema planetario el resultado es que hasta pasados unos 170 000 años los fotones no alcanzan la superficie. En ese momento son «libres» para viajar por el espacio e impactar contra la atmósfera y finalmente sobre nuestras retinas tras reflejarse en los objetos.

Así que todo lo que vemos hoy en día como reflejos de la luz solar es gracias a fotones que surgieron del astro rey más o menos en la época en la que los primeros humanos comenzaban a usar ropa, hace «un par de grandes glaciaciones» a escala terrestre.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear