Por @Wicho — 8 de Abril de 2014


El vídeo está en inglés; activa los subtítulos y la traducción automática si quieres, no lo hace mal

Si, como sugiere la NASA en La oposición de Marte, piensas en la Tierra y en Marte como dos atletas que corren por una pista sin poder cambiar de calle nuestro planeta juega con ventaja.

No solo su calle es más corta, sino que además, según la tercera ley de Kepler, la recorre más rápido, por lo que cada 26 meses, cada 779,96 días para ser exactos, la Tierra dobla a Marte en esta carrera que mantienen alrededor del Sol.

Cuando esto ocurre y los tres están prácticamente en línea recta se dice que están en oposición, ya que desde la Tierra el Sol y Marte ocupan lugares diametralmente opuestos en el cielo; lo mismo sucede con el resto de los planetas exteriores y cualquier otro astro, aunque con periodos distintos.

Esto no tiene mayor relevancia que la curiosidad astronómica y no quiere decir que Marte se vaya a ver del tamaño de la Luna ni que si saltas en el momento justo de la alineación la combinación de los efectos gravitatorios del Sol y de Marte en extremos opuestos del cielo vaya a hacer que flotes un poco más que en cualquier otro momento ni ninguna otra tontería de ese calibre.

Lo que sí es cierto es que en las semanas próximas a la oposición, ya sea antes o después, es un muy buen momento para ver Marte a simple vista o a través de un telescopio, ya que son los momentos en los que los dos planetas están más próximos, y en los que Marte llega a brillar más que cualquier estrella.

Marte en marzo de 2014 por Efraín Morales Rivera
Estas imágenes tomadas por Efraín Morales Rivera a lo largo de marzo de 2014 usando un telescopio permiten ver como Marte va creciendo

Pero dado que las órbitas de ambas son elípticas, aunque mucho menos de lo que dan a entender las típicas ilustraciones que encontramos por ahí, el momento de la oposición no coincide exactamente con el de la máxima aproximación.

Por ejemplo, la oposición de 2005 ocurrió el 7 de noviembre, pero la Tierra y Marte estuvieron a la distancia mínima el 30 de octubre, mientras que en 2012 año la oposición se produjo el 3 de marzo mientras que el acercamiento máximo se produjo el 5 de marzo.

Además, dependiendo también de si Marte está en la parte de su órbita más cercana al Sol o en la parte más alejada cuando se produce la oposición esta distancia mínima entre los dos planetas varía entre los aproximadamente 101 y los algo más de 56 millones de kilómetros.

Así, en 2003 se produjo el acercamiento más grande de los últimos 60.000 años, cuando Marte se situó a sólo 55.758.006 kilómetros de nuestro planeta.

El acercamiento máximo de este año es mucho más normalito y se producirá en la noche del 14 al 15 de abril, una noche en la que además hay un eclipse de Luna, lo que de nuevo no tiene ninguna importancia especial más allá de la casualidad, cuando la Tierra y Marte estarán a unos 92 millones de kilómetros.

Y no será hasta el 28 de agosto de 2287 cuando se supere el récord de 2003, con un acercamiento a sólo 55.688.405 kilómetros, 69,601 menos que en 2003, aunque me da que a la mayoría ya no nos va a pillar por aquí.

Es decir, que si estás planeando invadir la Tierra desde Marte a menos que tengas unas naves capaces de recorrer la distancia entre ambos planetas en unas horas, como era el caso de los marcianos de H. G. Wells, el momento de la oposición no es realmente el momento de lanzar tus naves.

El Thunder Child y uno de los trípodes de los marcianos
El Thunder Child y uno de los trípodes de los marcianos - ilustración de Henrique Alvim Correa

De hecho nosotros, que si bien no estamos invadiendo Marte sí tenemos una pequeña flotilla de naves en órbita a su alrededor y dos en activo en su superficie, dado que no tenemos esos súper cohetes, tenemos que realizar los lanzamientos con más tiempo para aprovechar la época en la que los dos planetas están acercándose.

Por eso fue el pasado mes de noviembre cuando la India lanzó la MOM y la NASA hizo lo propio con la MAVEN, sondas que está previsto que entren en órbita alrededor de Marte en septiembre y noviembre de 2014 respectivamente.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear