Por @Alvy — 4 de Julio de 2013

Jamie y Adam comprueban cuán difícil es ponerse un traje espacial en las mismas condiciones de entrenamiento que utilizan los astronautas «de verdad» – que será más complicado todavía en gravedad cero, suponemos. Tal y como explican, este tipo de trajes tiene esencialmente 40 años a sus espaldas y no es que hayan evolucionado demasiado. Y sí, lo primero, primero que ha de que ponerse un astronauta son… ¡los pañales!

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear