Por @Alvy — 10 de Enero de 2016

Foto: The Time Circuits in a replica Time Machine (CC) JMortonPhoto.com & OtoGodfrey.com @ Wikimedia

Me encontré en Crononautas con esta explicación sobre las paradojas de los viajes en el tiempo desarrollada por el físico y cosmólogo Ígor Dmítrievich Nóvikov en los años 80 que se conoce como El principio de autoconsistencia de Novikov.

La idea básica, que no sus delicadas sutilezas, ha sido popularizada en todas las épocas gracias a algunas novelas y películas sobre viajes en el tiempo – esos «escenarios» en los que tienden a surgir paradojas por las acciones de los protagonistas y el devenir de los acontecimientos:

El principio de autoconsistencia de Nóvikov nos dice que todo cambio que hagamos en el pasado tiene que ser consistente con el presente. Y en concreto nos habla de la mayor y más inasumible de las inconsistencias: si al viajar al pasado evitamos que podamos viajar al pasado, eso no nos permitiría viajar al pasado para evitar que podamos viajar al pasado. No podemos hacer algo viajando al pasado que nos impida viajar al pasado para hacer ese algo.

Algo que hay que tener en cuenta es que esta idea asume que solo existe una línea temporal en el universo, o bien que aunque hayas líneas temporales en un multiuniverso las otras líneas o universos no son «accesibles» (algo que se antoja tanto o más probable que lo anterior).

Naturalmente en la literatura y el cine hay miles de historias que incumplen este principio pero también otras miles que lo respetan o bien que evitan paradojas como las del abuelo o en general las paradojas causa-efecto de otras curiosas formas.

Hay muchos más detalles en la Wikipedia: Principio de autoconsistencia de Novikov (en inglés: Novikov self-consistency principle.

{Foto: The Time Circuits in a replica Time Machine (CC) JMortonPhoto.com & OtoGodfrey.com @ Wikimedia}

§

Más anotaciones sobre temas «temporales»:

Compartir en Facebook  Tuitear