Por Nacho Palou — 18 de Mayo de 2015

Coche-Autonomo-Google-Lexus

Chris Urmson, director del programa de coches autónomos de Google, en The View from the Front Seat of the Google Self-Driving Car,

Cuando pasas mucho tiempo en la carretera los accidentes ocurren tanto si vas en un coche convencional o en un coche autónomo. Durante los 6 años que llevamos desde que comenzó el proyecto hemos tenido 11 accidentes menores (daños en los pilotos, sin heridos) tras haber recorrido 2,7 millones de kilómetros conduciendo de forma autónoma y en modo manual. Ninguno de los accidentes ocurrieron cuando los coches conducían por sí mismos.

Una de las principales causas de accidentes son las distracciones, un error que no se da en los coches autónomos porque su única razón de existir es, precisamente, atender a la carretera y conducir. Las últimas generaciones de coches autónomos dedican el total de su atención (de sus recursos, capacidad de procesamiento, sistemas y sensores) a la carretera, siendo capaces de detectar y anticipar los movimientos de los peatones, ciclistas y de otros vehículos, «en un radio equivalente a dos campos de fútbol» —salvo obstáculos—, en cualquier dirección.

* * *

Este verano los prototipos de coches autónomos de Google comenzarán a recorrer en situación de fuego real por las carretera de California, aunque todavía con conductores humanos a bordo, a la vertiginosa velocidad de 40 km/h.

Uno de los fines de esta fase es «aprender cómo el público percibe e interactúa con estos vehículos y descubrir posibles nuevos desafíos específicos de los coches autónomos.»

* * *

En Quartz, Autonomous cars will destroy millions of jobs and reshape the US economy by 2025,

En 2025 los coches autónomos serán habituales y para el año 2030 tendrán casi el monopolio de la circulación y este cambio prácticamente eclipsará a cualquier otro cambio previo en la sociedad. Causarán una pérdida de empleos sin precedentes y cambiarán de forma sustancia la economía, resolviendo en parte los problemas medioambientales y evitando decenas de miles de muertes cada año; ahorrarán millones de horas que aumentarán la productividad y crearán industrias totalmente nuevas que ahora ni siquiera podemos imaginar.

Teniendo en cuenta que los coches autónomos no necesitan quedarse aparcados en la calles y que visto lo anterior son mucho mejores conductores que los humanos, parece que para 2030 lo mejor que podrás hacer es conducir un coche convencional y circular despreocupadamente por las calles, sin tener siquiera que detenerte en semáforos que probablemente ni existirán —como tampoco existirá la gente distraída al volante.

Robot-Conduciendo-Coche-Darpa

También podrás aparcar a la americana, en la puerta de allí a de donde vayas, y si has bebido o estas perezoso tu coche de verdad, con volante y pedales, te lo puede llevar un robot.

2030 será una buena época para desempolvar un coche clásico.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear