Por Nacho Palou — 30 de Enero de 2014

Otro momento de entretenimiento ofrecido por el efecto Leidenfrost, vía Laughing Squid.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear