Por @Alvy — 7 de Febrero de 2009

Mandarucu: Camisetas de algodón ecológico

Mandacarú es una tienda de camisetas de un grupo de gente comprometida con el medioambiente y con el desarrollo social. Hace uno año decidieron crear una marca de camisetas de algodón ecológico con diseños originales, dentro de la línea de la «moda Eco». Una de sus características es que el algodón que emplean garantiza el respeto de los trabajadores que intervienen en la fabricación de sus prendas. También tienen un blog.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

7 comentarios

#1 — Raúl

Cuando fui al Museo de Historia Natural del Smithsonian en Washington D.C. me tocó ver camisas cómo estas con distintos diseños, desde animales hasta había una de Obama.

#2 — M

De nada vale que el algodón sea ecológico si después los tintes que llevan no lo son. Y ya ni hablemos del material de las impresiones sobre el algodón que suelen ser de origen plástico. Así que al final se venden camisetas que llevan materiales tóxicos en contacto con nuestro cuerpo, especialmente la piel y las vías respiratorias.

Realmente en España existen muy pocas casimetas comercializadas que sean 100% ecológicas en lo referente a los materiales (imposible de momento en lo que respecta a la producción).

#3 — Alvy

Tal vez alguien de los que participa en el proyecto pueda venir a confirmarlo, pero entiendo que si ponen tanto cuidado en la selección del material principal de la camiseta pondrán el mismo cuidado en el de los tintes y material de impresión.

#4 — joaquin

Hola desde Mandacarú

Teneis razón en señalar lo importante que es que los tintes y la serigrafía sean también ecológicos.

En nuestro caso también prestamos atención a eso, mucha: los teñidos se hacen con tintes que cumplen la normas Oeko Tex, una normativa europea muy utilizada que garantiza que las prendas no contienen nada que pueda ser dañino para el ser humano

(Podeís imaginar que si existe esta norma es porque muchos tintes textiles contienen productos que pueden llegar a ser dañinos para las personas; fuerte, ¿no?)

En lo que respecta a la serigrafía, nosotros solo la hacemos con tintas al agua, es decir 0% de PVC, ni disolvente. Son tintas relativamente fáciles de encontrar, que dan un resultado al tacto y al lavado muy muy bueno (yo diria mejor que los clasicos plastisoles) pero que resultan un poco más trabajosas a la hora de serigrafiar y por eso los plastisoles se han impuesto (hasta que alguna normativa europea los prohiba, cosa que esperamos ocurra pronto)

En todo caso, en Mandacarú materia prima+tintes textiles+tintes para serigrafía son controlados y estudiados para ser ecológicos de verdad, no es una política de marketing es nuestra filosofía de partida.

#5 — Ayeljary

Tampoco pasa nada porque alguna empresa reconozca que el marketing es lo que les lleva a hacer productos "ecológicos" (entre comillas, porque no hay nada más ecológico que no consumir cosas superfluas).

#6 — joaquin

Claro Ayeljary, ojalá muchas empresas hiciesen más productos y procesos ecológicos aunque sólo fuese para vender más, ¿qué tiene de malo?

De hecho cuanto más exijamos los consumidores más empresas tendrán que ir poniéndose las pilas con estos temas...

Lo que no me parece bien es que se use el argumento ecológico sólo porque está de moda sin que haya nada consistente detrás, porque aparte de que se engaña a la gente, se desprestigia a las otras empresas que realmente sí tienen cuidado y quieren hacer las cosas bien.

#7 — ayeljary

Te sorprendería la cantidad de veces que vi cómo se ponían "etiquetas" de ecológico sólo porque vende más. Pero ni mucho menos es algo nuevo, siempre se procura seguir la moda "salvemos al planeta del (ponga aquí el problema que acabará con la humanidad de la década)", de la misma manera que lo sigue el resto del mundo.

Es algo lógico y normal, y los publicistas se aprovechan de ello, como se aprovechan de todo. La gente que realmente quiere ser ecológica del todo, busca bien qué productos comprar y qué productos despreciar. Yo la verdad es que no soy un ecologista, aunque sí recicle. Creo que es mejor no comprar determinadas cosas, a comprar algo sólo porque está hecho de forma "ecológica".