Por @Alvy — 1 de Febrero de 2008

En la oficina, desconecta completamente la fotocopiadora y las impresoras por las noches cuando ya no se utilicen.

Un apagado completo es lo más adecuado para estos periféricos: por sus características son de los que más consumen (incluso estando en el modo «en espera»).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear